avatar

Microsoft se hace con Bethesda: ¿qué le espera a los juegos de la distribuidora en el futuro?
CAMBIOS

Microsoft se hace con Bethesda: ¿qué le espera a los juegos de la distribuidora en el futuro?

Por Manu Mora
PC XOne PS4 SWITCH
Categoría: Reportaje
21 de Septiembre 2020 | 20:15

Microsoft ha revolucionado el final de la campaña de presentación de sus consolas con un anuncio que ni se esperaba ni se olía: la compra de ZeniMax y, por consiguiente, de su distribuidora de juegos Bethesda Softworks.

Este movimiento, que os explicamos en la noticia que hemos lanzado esta tarde a modo de avance, implica muchos movimientos, traspasos de estudios y propiedades intelectuales que cambian de mano. O mejor dicho, que pasan a estar en las manos de Microsoft.

Pero ¿qué significa todo esto exactamente? ¿Qué va a ocurrir con todos los juegos que tiene Bethesda ahora mismo en el mercado? ¿Y con los que ya se han anunciado y aún no tienen fecha o no están en las tiendas?

Pues vamos a intentar resolver todas esas dudas con los datos que se ha dado a lo largo de esta tarde de locos.

Bethesda

Qué y cuándo pasa a manos de Microsoft

La primera pregunta a resolver es prácticamente la básica y es: ¿qué narices ha pasado aquí? Básicmente, y a modo de resumen, lo que ha ocurrido es que las dos compañías (Microsoft y ZeniMax) han llegado a un acuerdo por el que la segunda pasará a formar parte del entramado de empresas de la primera.

Esto significa que todo el conglomerado de estudios que estaban bajo la matriz de ZeniMax pasará ahora a ser parte de Xbox Studios. Para ser más exactos, estos estudios que pasarán a disposición de Microsoft son:

En total son más de 2.300 empleados que ahora se unirán a los que ya trabajan de forma oficial para Microsoft.

Evidentemente, la compra implica que todo lo que es de ZeniMax Media (y Bethesda) pasará a ser propiedad de Microsoft. Esto incluye las ip tanto conocidas como por conocer, los motores y los juegos lanzados y que aún tienen que lanzarse.

Pero ¿a partir de cuándo será esto efectivo? Pues aunque el acuerdo es ya oficial, realmente no será hasta el final del año fiscal de 2021 que no se completará todo el proceso. Más que nada por temas burocráticos y de procesos que hay que llevar a cabo.

La propia Microsoft estima que sus beneficios se verán de cara al año fiscal de 2022, por lo que aún queda un poco de tiempo para que todo esto se cierre al cien por cien. Y es que, recordad, el año fiscal no acaba en diciembre, sino en marzo.

Los estudios los tenemos pero... ¿qué IP son las que llegarán a Xbox Game Pass?

Con los estudios que hemos mencionado antes en manos de Microsoft, todas las ip y los desarrollos que estas compañías llevan adelante pasarán a ser de los de verde. Esto incluye grandes todos los grandes iconos de Bethesda, cómo no. Pero también hay muchos otros juegos que se unirán a la propiedad de Microsoft.

Y ojo, que esto no implica que, a partir de que se oficialice la compra, pasen a ser exclusivos de PC y/o Xbox. Eso lo aclararemos un poco más adelante. Por el momento hablamos de "propiedad" y no de plataformas.

Estas propiedades intelectuales que pasan a manos de Microsoft son, entre otras:

Como vemos, se trata de un largo listado de juegos que todos conocemos y que han ido llegando todos estos años a las plataformas de Xbox, PlayStation, PC y Nintendo.

Evidentemente destacan por encima de todo 'The Elder Scrolls' o 'Fallout', juegos con un largo recorrido que, como 'Doom', se han revitalizado en los últimos años. Pero además es interesante echar un vistazo a lo que viene en el futuro ya que hablamos de que títulos tan grandes como 'Starfield' o 'The Elder Scrolls VI' ya formarán parte de la familia XBox desde el principio... aunque aún queda mucho para verlos en tiendas.

La pregunta ahora que nos hacemos es ¿dónde vamos a ver estos juegos y cómo los vamos a poder jugar? Pues esta es la que se está intentando responder ahora mediante los directivos de todas las empresas y sagas afectadas.

Artículos recomendados

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.