avatar

Los 5 mejores plataformas de SNES que quizá no conozcas - Retro Zona
5 2
SNES

Los 5 mejores plataformas de SNES que quizá no conozcas - Retro Zona

PS2 RETRO
Categoría: Reportaje
20 de Noviembre 2016 | 08:27

Sigamos ahora con otro de los títulos que también da un buen ejemplo de como, en el pasado, algunas licencias eran explotadas de un modo realmente interesante. De como personajes emblemáticos, ya fuera del mundo del cómic, de la televisión, o simplemente de una factoría como Disney, eran carne de cañón para un buen plataformas. Porque lo que hoy en día es una obsesión por los shooters, o por los juegos competitivos, no siempre es sinónimo de calidad; y en cambio, por aquel entonces un juego de 'Mickey', otro de 'Robocop', un producto en el que apareciera 'Tintin', o simplemente un juego de 'Astérix' era suficiente referencia para estar seguros a la hora de elegir un nuevo juego del género. Y justamente de 'Astérix' va la historia. Un personaje con el que muchos hemos crecido, ya fuera a través de sus cómics, o gracias a las múltiples adaptaciones cinematográficas que llegaron (y no me refiero a las de carne y huesos), y con el que hemos disfrutado también en el mundo de los videojuegos. De hecho, este 'Astérix&Obélix' del que vengo a hablaros hoy no es, ni siquiera, el primer juego de la franquicia en SNES. Anteriormente ya estuvo 'Astérix', que sin llegar a las cotas de calidad de su sucesor, realmente ya era un juego de plataformas muy bueno que bien merecería entrar en la lista de hoy (de hecho, es más desconocido aún).

La madurez de SNES

No, no es un simple pareado. Es que realmente 'Astérix&Obélix' salió en un momento en el que la era de los 16-bits empeza a dar sus últimos coletazos. Pero vaya coletazos... No en vano, en 1995 recibimos no solo este juego de la extinta y genial Infogrames, sino también otros grandes del género como 'Yoshi's Island'. Para rizar el rizo, ya en generación PSX, y en pleno 1996, Nintendo aún nos regaló el que para mí sigue siendo uno de los mejores juegos de la consola: 'Donkey Kong Country 3'. Pero vamos al tema que nos toca: 'Astérix&Obélix' no es más que otro de los juegos que en su día Infogrames convertía en oro. Por algo estamos hablando de una compañía gala, fundada en Lyon por 'Bruno Bonnell', que tenía los derechos para publicar juegos de licencias del mundo del cómic tales como el propio 'Asterix', 'Lucky Luke', o 'Tintin'. Pero... ¿qué nos ofrece este 'Astérix&Obélix' que no podamos encontrar en otros juegos? Pues ya os digo que, más allá de la propia licencia en la que se basa (muy bien explotada), resulta uno de los juegos más vistosos, divertidos y sobre todo largos y retantes del género y de la época.

Snes reportaje plataformas 4

Para empezar, el hecho de que saliera en 1995, ya nos dice mucho de lo que podemos esperar de él a nivel técnico. Porque nos encontramos con un juego 2D muy colorido, con unos escenarios realmente detallados, y con unas animaciones, tanto en personajes principales como a nivel de enemigos, excepcionales. Pero es que a nivel jugable tenemos delante un título realmente variado y retante. 'Astérix&Obélix' no se basa en ningún cómic concreto de la licencia de 'Uderzo', pero sí en varios a la vez. Y aparecen no solo algunas ediciones míticas como 'Astérix en Bretaña' o 'Astérix y Cléopatra' (que tienen film), sino también otras menos conocidas como 'Astérix y los Juegos Olímpicos', o sobre todo 'Astérix en Hispania'. Y es justamente esa variedad "visual", la que también da pie a un mayor número de misiones distintas, o de elementos propios de cada nivel. Desde jugar un partido de Rugby británico, hasta participar en una corrida de toro, o explorar en una laberíntica mazmorra en busca de un prisionero al que debemos rescatar. Todo gira en torno a las plataformas, y los controles siempre son los mismos, pero cada nivel ofrece una experiencia radicalmente distinta.

Y es precisamente a nivel de jugabilidad donde el juego brilla más. Porque no serviría de nada una variedad tan abismal, si no fuera por unos controles exquisitos y que funcionan a las mil maravillas junto a las animaciones. No son muchas las opciones que tenemos a nuestra disposición, pero de la variedad ya se encarga el propio nivel con múltiples tareas a realizar. Podemos caminar, correr, saltar, y por supuesto dar puñetazos, pero también encontraremos múltiples objetos que nos harán la vida más fácil (como para darnos invulnerabilidad, por ejemplo). El juego es rápido cuando lo requiere, y pausado cuando es necesario, y no es lo mismo afrontar un nivel encima de una barca y en medio de una tormenta, en la que más que movernos debemos esquivar enemigos y no caer en el agua (el scroll se mueve solo), que subir de forma vertical una montaña, o explorar una mazmorra con múltiples desviaciones y caminos ocultos. De ahí que la clave en la jugabilidad no sea el disponer de mil habilidades, sino de estar haciendo cosas (y distintas) a cada nuevo paso. Por su parte, la banda sonora es alucinante, y serán varias las melodías que se quedarán grabadas en tu mente para siempre.

Snes reportaje plataformas 5

Además, como todos los juegos de Infogrames de la época, estaba traducido al castellano (en aquella época no era tan habitual como parece), y encima es un título que se puede encontrar facilmente en su formato original a día de hoy. Por si fuera poco, lejos de contentarse con salir en Super Nintendo, 'Astérix&Obélix' estuvo disponible también en otras tres plataformas: Game Boy, Game Boy Color, y mucho ojo: PC. Y no subestiméis ninguna de ellas, porque incluso las de Game Boy son prácticamente calcadas a la de su hermana mayor (puedo dar fe de ello). La versión para compatibles corría en MS-DOS, y al igual que las demás, permitía jugar en el modo multijugador cooperativo, aunque en su caso solo era posible hacerlo a través del mismo teclado. Y ahora que comentamos eso, incluso cuando jugábamos en solitario, 'Astérix&Obélix' permitía elegir personaje entre los dos protagonistas. Aunque las diferencias no fueran realmente significativas (menos incluso que 'Luigi' con respecto a 'Mario'), siempre es un detalle de agradecer, pues no todos los cooperativos de la época lo permitían, dejando muchas veces el personaje secundario solo para el modo cooperativo. Puede que fallara en cosas como la poca variedad de enemigos (casi todos romanos y jabalíes), e incluso que en ciertos momentos su dificultad se disparase, pero es un juegazo que todo el mundo debería probar. Su remake para GBA es una gran opción también, por cierto.

Artículos recomendados

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.