avatar

Análisis de 'WarioWare: Get It Together!' para Nintendo Switch, microlocuras digitales
DESDE QUE EL MUNDO CAMBIÓ ESTAMOS MUCHO MÁS UNIDOS

Análisis de 'WarioWare: Get It Together!' para Nintendo Switch, microlocuras digitales

SWITCH
Categoría: Analisis
4 de Octubre 2021 | 16:00

Si hay que dar un premio a personaje raro en videojuegos, Nintendo tiene docenas con los que destacar. De alguna forma, inesperada incluso para sus creadores, Wario encabezaría esa lista de candidatos con facilidad. Nació como un simple némesis de Mario con sus mismas habilidades, un poco más desquiciado si cabía pero sin revolucionar el panorama. De ahí a protagonizar la franquicia 'WarioWare' no sé cómo se acaba.

El personaje estaba creado para los plataformas 2D. Una versión más bruta del fontanero, cruel y avariciosa. Los mocos y los pedos llegaron después, ya definiendo más quién es Wario y por qué le gustan los ajos. Y de alguna forma alguien en Nintendo pensó que este sería el perfecto modelo de desarrollador de videojuegos. Aquí hay una parodia de algo, pero no estoy seguro de qué clase de marco estoy mirando. Sólo sé que el camino hacia 'WarioWare: Get It Together!' acaba compensando este extraño viaje.

Equipo

Wario number one!

Wario no sólo va a desarrollar un videojuego esta vez, oh no. Ha reunido a los mejores desarrolladores del mundo entero para que su compañía pueda sacar al mercado el título más revolucionario, extraordinario y exitoso de la historia. Va a tener cultura, deportes, referencias a Nintendo, animales, comida, ¡todo lo que se le pueda ocurrir a un jugador! Y ya están listos para despegar.

Bueno, no es del todo así. Como muchas compañías modernas al bueno de Wario se le ha olvidado contratar a una facción vital para el éxito de cualquier juego: los betatesters. Ahora, por querer ahorrarse unos pocos duros, su obra es infumable. Hay más bugs que en un hormiguero y los niveles están rotos se mire por donde se mire. En cuanto intenta hacerlo funcionar ya tiene pantallazo azul. Para colmo, los bugs se han enfadado y le han absorbido a él y a todo el equipo de desarrolladores al interior del juego para que sufran en sus propias carnes lo que es jugar un título sin parche del día uno.

Las posibles soluciones están sobre la mesa. Por un lado podría retrasar el lanzamiento del juego, arreglar y limpiar el código, tomar la filosofía de Miyamoto para tener una obra de arte que permanezca por siempre. Eso no da dinero así que Wario no se lo plantea. Va a dar de tortas él mismo a cada uno de los bugs del juego hasta que sea perfectamente funcional. Así demostrará que su compañía es competente y capaz de grandes cosas.

Esa es la historia y, por tanto, tu objetivo. Debes adentrarte en cada uno de los niveles del propio título desarrollado por Wario y completarlos uno por uno. Antes o después llegarás al jefe de la zona, tras el cual podrás eliminar el error de la sección, repararla y pasar a la siguiente. Sencillo, directo y divertido. No significa que sea todo: hay algunas sorpresas antes de llegar a los créditos y muchos personajes que conocer por el camino. Todo sea por conseguir el juego más exitoso de la historia desde 'Tetris'.

Microjuegos

Unidos contra la causa

Como con las anteriores entregas de la saga la estructura de cada desafío es directa: te apuntas a una maratón de microjuegos, una selección aleatoria de desafíos que debes superar en un máximo de cinco segundos. Se ponen a prueba tus reflejos, capacidad de análisis y ejecución. Si superas entre diez y veinte, habrás logrado superar el nivel.

Hay una variante en la ecuación que hace esta aventura algo más única que las previas. Entre microjuego y microjuego tu personaje cambia, y cada uno de ellos tiene una forma de desplazarse y atacar diferentes al resto. Tienes que prepararte con el equipo adecuado para cada nivel si no quieres tener demasiadas complicaciones para superar los desafíos con éxito. Especialmente cuando algunos de los personajes exigen una curva de aprendizaje mucho más empinada que con otros.

Esta selección especial de personajes se acentúa de verdad cuando abandonas el modo un jugador. El auténtico punto fuerte de 'WarioWare: Get It Together!' está en que sabe que es un videojuego de Nintendo Switch y piensa aprovecharlo. Los controles son tan sencillos que sólo necesitas un Joy Con; dale el otro a la persona que te pille más cerca y preparaos para las risas. Los microjuegos pueden ser superados entre dos jugadores, y de hecho el título se lleva mejor así.

Suma a esto que hay más de una docena de niveles temáticos en los que aguantar la maratón. Y que, para complicar las cosas, la dificultad crece de nivel tras varios microjuegos superados y la velocidad crece. El auténtico desafío no nos espera en la campaña principal, sino en la carrera de fondo que son los niveles tras superarlos la primera vez. Pueden llevarnos hasta el infinito o, al menos, hasta agotar nuestros dedos.

Multijugador

Juego hasta el infinito

Estas carreras lo son todo a la hora de la verdad. Sin ellas y como un único jugador el título se queda corto. En unas cinco horas habrás superado la campaña base sin demasiadas complicaciones. El juego es generoso con este primer recorrido, especialmente con la opción de continuar una partida fallida a cambio de un pequeño precio en monedas que, igualmente, no serán útiles hasta terminar la aventura.

Cuando lo hagamos tendremos la opción de pasarnos estos niveles infinitos, pero poco más. Hay una selección de minijuegos pensados principalmente para el modo multijugador y unos niveles especiales a modo de remix, pero a 'Wario Ware: Get It Together!' le falta algo más de sustancia para que su sabor se quede con nosotros para siempre. No consigue atrapar más allá de esas horas, aunque a cambio pueda jugarse para toda la eternidad. Eso sí, sólo se aprovechará de verdad en compañía.

Lo que nos lleva al extra más sustancioso de todos: la personalización de personajes. Podemos cambiar sus colores y ponerlos a nuestro gusto para disfrutar algo más de ese aspecto multijugador gracias a un modo en el que gastar todas las monedas que acumulemos en nuestras partidas. Esas se convierten en una centena de objetos que agradarán más o menos a cada personaje, y con ello podemos hacerles subir de nivel para desbloquear aspectos alternativos y arte conceptual.

Es un extra divertido y pícaro, pero al igual que a su campaña, le falta algo más de sustancia en sus premios para acertar con su propuesta a largo plazo. Nos entretiene y hace que merezca la pena seguir volviendo durante los próximos meses, pero no añade un valor real a la experiencia completa.

Impresionados

Conclusiones

Es estupendo que la saga regrese con un título tan entretenido como es 'Wario Ware: Get It Together!'. Cumple con su propósito, que es el de ser un título que te absorba en el momento y te atraiga tanto a ti como a los de tu alrededor a jugar decenas de horas por puras risas. Pero en su fortaleza también está su debilidad. La campaña se limita a sí misma y no llega a la excelencia que podría ser.

Quizás con más modos de juego, remixes más potentes y algunos ajustes a su modo extra de coleccionar y entrenar personajes podría haber sido algo más, la experiencia Wario definitiva. Debemos esperar aún para ver ese videojuego algún día, o al menos aspirar a él. Por el momento, esta divertida aventura nos servirá bien.

7,5

Lo mejor:

- Puro caos y entretenimiento multijugador.

- Fantástica selección de microjuegos.

- Precio reducido.

Lo peor:

- Falta de modos adicionales sustanciales.

- Equilibrio de poder roto entre los personajes.

Artículos recomendados

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.