avatar

Análisis de 'Rogue Company' para PC, buscando su espacio
ACCIÓN MULTIJUGADOR

Análisis de 'Rogue Company' para PC, buscando su espacio

Por Sergio Mediavilla Gómez
PC
Categoría: Analisis
14 de Agosto 2020 | 16:00

Probablemente, si tuviésemos que hacer un ranking rápido sobre títulos de acción multijugador más populares en estos últimos años, tendríamos como protagonistas a juegos ya conocidos y jugados, con mayor o menor acierto, por casi todos nosotros y en casi todas las plataformas. 'Fortnite', los incombustibles 'Call of Duty, 'Destiny 2', 'Apex Legends' o la franquicia 'Battlefield' serían unos fijos en este top. Con sus luces y sus sombras cada uno ha sabido marcar un estilo diferencial respecto a la competencia, conviviendo en un mercado donde parece haber lugar para todos ellos, a pesar de la actual saturación del género.

Con este marco de fondo, y con el aliciente de permitir el juego cruzado entre plataformas, desde Hi-Rez Studios, que cuenta en su catálogo con propuestas como 'Paladins', se lanzan ahora con una nueva propuesta entre cuyas intenciones está el competir directamente con proyectos como 'Valorant', pero lo cierto es que, a día de hoy, y dado que el título se encuentra en una fase aún en la que no están implementados todos los modos de juegos y opciones, necesita de cierto hueco en el mercado en el que sentirse cómodo y, a partir de ahí, comenzar a expandir su público y sus posibilidades, que de primeras se presentan sin grandes novedades, pero aparentemente bien engranadas.

Sin grandes batallas

Como decía al principio, en estos últimos años parece que se había impuesto la tónica de partidas multijugador muy concurridas, con mucha espectacularidad, desenfreno y efectismo por doquier, pero cuando ya estamos acostumbrados a todo ello y lo hemos interiorizado como algo normal llegan desde First Watch, los responsables de su desarrollo, a ofrecernos un multijugador algo más pausado y menos concurrido, de hecho las partidas en los modos asalto y demolición son para un total de 8 jugadores divididos en dos equipos de 4 miembros, lo que también se traduce en unos escenarios que no se caracterizan por ser excesivamente amplios, de hecho más bien serían todo lo contrario. Son entornos pequeños, ambientados en localizaciones reales, como Italia, donde se facilita la acción directa entre los escuadrones que toman partido.

Rogue Company

Como miembro de uno de estos escuadrones, llegamos al mapa a través de un salto desde un avión, solo que en esta ocasión en lugar de usar un paracaídas empleamos un pequeño sistema que nos permite planear hasta los limites del mapa, y digo bien, porque a diferencia de otros títulos de corte similar, donde el hecho de saltar del avión puede jugar un papel estratégico para la partida, aquí simplemente es una mera transición para meternos de lleno en la acción, pero antes de entrar en ella tendremos que elegir a uno de los agentes, nuestro personaje, y con él su armamento y habilidades únicas.

En la variedad está el gusto

Lo cierto es que, a la hora de elegir personaje, tenemos un abanico bastante amplio de personajes gratuitos para ser un título que se apoyará bastante en las compras digitales. Aún así, también es cierto que, para la toma de contacto, desde Hi-Rez Studios se nos ha facilitado el acceso al "founder pack", que desbloquea a todos los personajes disponibles en el momento de realizar este análisis.

Cada uno de estos personajes, los nombrados como agentes, cuenta con un estilo y habilidad propia, lo que nos permitirá personalizar un poco el estilo de juego, y aunque los pilares básicos seguirán siendo comunes para todos, tendremos algunas mejoras o distinciones que nos darán cierta ventaja, como poder recuperarnos desde el suelo o curar a otros personajes con un drone de asistencia médica, algo que también se aplica al armamento que serán capaces de controlar, como pistolas, rifles o escopetas, cada uno con sus particularidades y un precio.

Para poder mejorar su aspecto y características, como en todo juego actual que se precie, deberemos ir completando rondas en cada una de nuestras partidas y justo antes de lanzarnos del avión comentado anteriormente podremos acceder a la tienda para elegir el armamento con el que haremos frente a los enemigos.

Rogue Company

En estas primeras semanas el contenido aún es algo escaso si lo comparamos directamente con otros títulos de corte free to play, aunque queramos pasar por caja, pero en teoría es algo que irá teniendo solución a medida que pasen las semanas y llegue el primer pase de temporada cargado de contenidos y retos diarios. Aún así, el contenido actual nos deja ya un buen sabor de boca de cara a lo que está por venir, y esto también ocurre con los dos modos de juego disponibles: Demolición y Extracción.

En el primero de ellos debemos situar bombas en el terreno enemigo o defenderlo mientras que en el segundo debemos piratear zonas y acabar con todas las reapariciones posibles del contricante. A ellos se suma el tutorial para hacernos rápidamente con el control del personaje y practicas de 2vs2. Ninguna novedad en este sentido, pero se ejecuta correctamente y sin mucho problema, algo que si ocurría en las primeras horas de juego, donde encontrar una partida, y que esta se desarrollase de forma estable, era algo más complicado.

Cumpliendo sin alardes

Con la mano en el pecho, 'Rogue Company' no va a pasar a la historia dentro del género como un título innovador, pero no creo que esa sea tampoco es la intención de sus responsables, que han optado por ofrecer algo ya muy conocido, simplificando algunas de las bases jugables para llegar a cuanto más público mejor, y probablemente les funcione relativamente bien, como ya ha ocurrido con 'Paladins', que mantiene una comunidad activa pese a los "envites" de títulos mayores con los que comparte idea y planteamiento.

Rogue Company

Este cumplir correctamente también pasa por su aspecto técnico y visual. He jugado al título en un PC con la suficiente potencia como para poder ejecutarlo al máximo de sus posibilidades, lo que implica disfrutar de partidas a 60fps, algo que es de agradecer en títulos de este corte. A ello se suma un aspecto gráfico bastante resultón que tiene mucho que agradecer al diseño de personajes y mapas, aunque tampoco podemos negar que entre los diseños nos encontramos con varias propuestas "conocidas" ya por los jugadores.

A nivel general, y a modo de resumen e impresión sobre esta toma de contacto con 'Rogue Company', lo que puedo decir es que es un título que cumple con lo que promete, es decir, acción rápida y directa, sin muchos preámbulos ni complicaciones previas y que, sin llegar a ser un requisito totalmente indispensable, propicia el que los jugadores colaboren entre sí para llevar las rondas a buen puerto, algo que se da por sentado cuando las partidas se disputan entre compañeros, pero que queda en un segundo o tercer plano cuando optamos por emparejarnos aleatoriamente con el resto de jugadores en casi cualquier título de corte multijugador, donde cada cual parece librar la batalla por su cuenta.

A medida que vayan pasando las semanas, y en gran parte a su propuesta free to play, es probable que encuentre su propio espacio en un género casi copado en exclusiva por 'Fortnite', 'Apex Legends' y 'Valorant' si hablamos de modalidades gratuitas, a los que sumarían proyectos más veteranos como 'Counter Strike' o las citadas franquicias 'Battlefield' y 'Call of Duty' si hablamos de multijugador "de pago". La comunidad, como suele ocurrir con estos títulos, va a ser un pilar fundamental para su supervivencia.

7,5

Lo mejor:

- Planteamiento jugable directo y sencillo.

- Aspecto técnico solvente.

Lo peor:

- Escasa o nula innovación dentro del género.

- Mapas pequeños.

Artículos recomendados

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.