avatar

RETRO 'R-Type', el rey de los "matamarcianos"
UTILIZA LA FUERZA

RETRO 'R-Type', el rey de los "matamarcianos"

PC
Categoría: Analisis
15 de Febrero 2014 | 19:09

A mediados de los años 80, los "matamarcianos", o shooters espaciales, se pusieron terriblemente de moda. Buena parte de culpa de aquello la tuvo este juego que hoy nos ocupa, el genial 'R-Type' que lanzó Irem en 1987 para arcades, y que la propia Nintendo se encargó de distribuir en América.

¡Despega y ataca al maléfico Imperio Bydo!

En el siglo XXII la humanidad ha logrado alcanzar tal grado de evolución y armonía que todas las gentes del mundo viven en paz y prosperidad. Diversas colonias se van expandiendo progresivamente por lejanos planetas, y las personas viven felices sin nada que temer, hasta ahora... Nadie sabe de donde vinieron, solo se sospecha que proceden de un plano dimensional extraño situado en la otra punta del universo. Una a una las colonias más lejanas fueron cayendo progresivamente, como una plaga que devora todo a su paso y que iba en una única dirección, la Tierra. Los escasos supervivientes que relatan los horrores vividos, solo aciertan a referirse a este mal como "El Bydo". Una especie de forma de vida maligna que se apodera de todo cuanto le rodea, ya sean seres vivos, maquinas, o minerales inertes. La esperanza de la humanidad reside en la nueva nave de combate llamada "R-9", heredera de una serie de naves que hasta el momento solo habían actuado a modo de prototipos para defensa. La R-9 es la primera que entró en combate real, pero no se trata ni mucho menos de un juguete, está fuertemente armada con armas láser variables, y su reactor de fusión le proporciona una fuente ilimitada de energía. Además puede ir equipada con una unidad "Force", una especie de esfera de energía que se puede acoplar y desacoplar a la nave, y que cuenta con una importante ventaja, es indestructible. Numerosas naves R-9 han sido ya enviadas a combatir al Bydo, ninguna de ellas ha regresado... Ahora nos toca a nosotros ponernos a los mandos de una de estas naves y aventurarnos hacia lo desconocido en lo más profundo del espacio.

R-Type 01

A priori 'R-Type' puede parecer el típico shooter espacial donde una navecita dispara sin parar destruyendo cientos de enemigos que salen al paso, pero ya en su día este juego demostró que no era uno más del montón. Su legendaria dificultad hacía que incluso los más veteranos del género tuviesen problemas para terminarlo, pero era tan endiabladamente viciante que enganchaba sin remisión a cualquier que se pusiera a sus mandos, por muchas veces que le matasen.

R-Type 02

Sus 8 desafiantes niveles (9 en Master System contando su nivel secreto exclusivo) eran todo un reto muy complicado de superar, pero muy divertido de jugar. El arcade original era un autentico "tragamonedas" que dejó secos los bolsillos de muchos jugadores. Mientras que las versiones domesticas solamente ofrecían unos pocos créditos, que podían incrementarse a medida que jugábamos a base de conseguir ciertas cantidades de puntuación. Este juego es de los de "un impacto y a casa", por lo que toda ayuda para completarlo es poca.

R-Type 03

Quizá su avance más destacado fuese su sorprendente fluidez, y es que los juegos de este tipo solían adolecer de problemas de relentizaciones y/o parpadeos de sprites que dificultaban el identificar los diminutos proyectiles enemigos que se dirigían a nuestra nave. El arcade original se movía con total suavidad y mostraba unos sólidos gráficos de gran belleza y cuidado detalle, y más para la época en la que salió.

Múltiples conversiones

No ocurría lo mismo con las conversiones domesticas, ya que el hardware de las maquinas caseras del momento no era capaz de mover tan bien semejante prodigio. Sin embargo se lograron algunas conversiones más que meritorias, para sistemas como PC Engine, Master System, o Game Boy. También hubo versiones para MSX, Amstrad CPC, ZX Spectrum, y Commodore 64. Irónicamente este juego jamás llego al catalogo de la NES de Nintendo, a pesar de que era la propia Nintendo quien distribuía el arcade en América.

R-Type 04

'R-Type' contaba además con 2 añadidos a la jugabilidad habitual de este género. Por un lado estaba la posibilidad de cargar el disparo para lanzar una descarga más potente, algo que usaron muchos juegos similares después, como por ejemplo 'Bio Hazard Battle', juego del que ya os hablamos aquí. Por otro lado estaba el uso de la "Force", no, no se trata de mover objetos con la mente, si no de una esferita de energía que aparecerá al recoger nuestro primer disparo especial. Esta esfera es completamente invulnerable tanto a los enemigos como a sus disparos, lo que permite usarla como escudo, o para embestir enemigos.

R-Type 05

Además la Force puede acoplarse o separarse de nuestra nave R-9 con solo pulsar un botón, pudiendo lanzarla para que vuele por libre causando estragos a su paso, y llamarla de vuelta cuando queramos. Si la llevamos acoplada a la nave, dará más potencia a nuestros disparos, y seremos inmunes a los impactos de proyectiles que lleguen por la parte frontal. No obstante también es posible acoplarla a la parte trasera de la R-9, para que podamos escoger de manera estratégica en que parte le daremos más protección a nuestra nave. Además de permitirnos disparar hacia atrás.

RETRO 'R-Type', el rey de los

El uso de la Force le dio a R-Type su toque más distintivo, y es que dependiendo de la situación, llevar la Force acoplada o no, o ponerla en la parte trasera, o en la delantera, puede ser definitivo a la hora de poder pasar o no una cierta zona. Lo mismo ocurre con los bosses de final de fase, pues, la Force será en algunos casos imprescindible para acabar con ellos. Estos jefes de final de nivel suelen llenar la pantalla con sus descomunales cuerpos, y habrá que encontrar rápido sus puntos débiles si no queremos ser una victima más del Bydo.

Arsenal anti-Bydo

El sistema de armamento de nuestra nave se basa en 3 tipos distintos de rayos láser: Están los de color rojo, que se lanzan hacia delante y barriendo la pantalla ampliando su radio destructivo. Los de color amarillo, que se disparan hacia arriba y hacia abajo y se deslizan sobre paredes y superficies duras. Y los de color azul, que se disparan en 3 direcciones distintas y rebotan con las paredes en ángulo. También podemos añadir 2 armas más a nuestro arsenal, un par de misiles autodirigidos que van solos a por los enemigos, y hasta 2 unidades "Bit", una especie de mini Force que orbita por encima y por debajo de nuestra nave disparando y sirviéndonos de escudo.

R-Type 07

Gráficamente nos encontramos ante un juego espectacular, incluso hoy en día sigue resultando vistoso y llamativo. Los escenarios rebosan imaginación y tienen multitud de detalles, y más para tratarse de un juego de 1987. Los enemigos son muy variados y cada uno tiene su propia estrategia de combate, lo que nos obligará a adaptarnos continuamente a las diferentes hordas de enemigos que nos salgan al paso.

R-Type 08

En cuanto al apartado sonoro, solamente se puede calificar como inmejorable. Las fantásticas composiciones electrónicas a base de sintetizador de la época, casan a la perfección con el juego, y le dan un muy oportuno toque siniestro a la mezcla. La tensión se puede sentir con nuestros propios oídos cuando nos enfrentemos a uno de los descomunales jefes finales, haciendo estas batallas aun más épicas.

Legado y curiosidades

Lamentablemente 'R-Type' no incluye modo multijugador cooperativo, que habría sido ya la guinda del pastel. Sin embargo si que ofrece la opción de jugar a 2 jugadores por turnos, de modo que cuando la nave de un jugador sea destruida, sea el otro jugador el que retome la partida. No es mucho, pero algo es algo... Tampoco ofrece alicientes especiales para rejugarlo, tales como finales alternativos, o varias rutas disponibles. Sin embargo en la versión para Master System si que hay un nivel exclusivo al que se accede por una entrada secreta que esta oculta en el cuarto nivel. Este nivel muestra un diseño soberbio, tiene su propio y genial tema musical, y hasta incluye su propio boss de fin de fase. Al entrar a este nivel secreto, evitaremos el resto del cuarto nivel, por lo que se podría considerar en cierto modo una ruta alternativa. Y ya que hablamos de exclusividades, la versión de PC Engine cuenta con un boss exclusivo para el nivel 6, mientras que el resto de versiones no cuenta con un boss propiamente dicho para este nivel

R-Type 09

El legado de 'R-Type' se extendió durante años, hasta el punto de ser uno de los últimos supervivientes de este género antes de que prácticamente desapareciese. Tras la andanada inicial, hubo otras reediciones, remakes, y remezclas de este primer 'R-Type', como por ejemplo 'Super R-Type' para Super Nintendo, que fusionaba cosas tanto de este juego como de su secuela, 'R-Type 2', y las combinaba con cosas nuevas. Game Boy Color también recibió una reedición del juego llamada 'R-Type DX', y la primera Playstation contó en su catálogo con 'R-Types', un pequeño recopilatorio que incluía los arcades de 'R-Type', y 'R-Type 2' en un solo disco. Finalmente hace unos años nos llegó un remake para Xbox Live Arcade de 360 llamado 'R-Type Dimensions', que pasó casi inadvertido a pesar de su calidad. Como dato curioso, en su momento se publicaron numerosos clones, juegos sin licencia, y títulos "demasiado inspirados en él", lo que denota el gran impacto que tuvo en su época.

R-Type 10

Irem ya hace unos años que dejó de existir como compañía, pero somos muchos los que no perdemos la esperanza de que esta saga vuelva algún día. Varias de estas versiones originales de 'R-Type' estaban incluidas en la Consola Virtual de Wii, pero por desgracia con la caída de Irem los problemas legales obligaron a retirarlos. Recientemente se han vuelto a añadir y se pueden comprar, pero no todos ellos lo han hecho, pues por ejemplo la versión de Master System sigue perdida en el limbo legal. Si podéis jugar a cualquiera de sus versiones hacedlo, aunque sea un juego realmente difícil e incluso frustrante por momento, también es terriblemente viciante y divertido. No lo lamentareis si le dais una oportunidad.

Lo mejor:

La fluidez del arcade original. Su enorme capacidad para enganchar. Su enorme calidad gráfica y sonora.

Lo peor:

Su elevada dificultad puede hacer desistir a más de uno. No le habría venido mal un modo cooperativo simultaneo.

Te puede interesar

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.