avatar

Análisis de 'North': la distopía del refugiado
1 2
QUERIDA HERMANA

Análisis de 'North': la distopía del refugiado

XOne
Categoría: Analisis
25 de Marzo 2018 | 11:00

En una época en la que el nacionalismo está tan de actualidad en multitud de naciones hay una verdad que no estamos capacitados para negar, nos da miedo la sensación de "no pertenencia". No siempre es necesario sentir orgullo de la tierra que nos ha visto nacer y crecer, no venimos a este mundo con la necesidad de enarbolar banderas, pero lo que no se puede negar es que nos da miedo no entender nuestro entorno, no comprender a la gente que nos rodea, su cultura, su religión, su idioma, su nación. Para la mayoría de nosotros este miedo nunca llega a existir, cuando desarrollamos el uso de la conciencia y entendemos conceptos como del de "nacionalidad" ya tenemos un DNI en la mano que nos habilita para vivir en paz y armonía con nuestros paisanos.

En tierra hostil

Pero ahora imaginad, realizad un necesario ejercicio de empatía y si alguna vez habéis experimentado un traslado de colegio, habéis cambiado de ciudad o incluso de país y habéis sentido miedo a un entorno desconocido que ni siquiera era hostil, volved ahí. Puede que vuestro periodo de adaptación durara semanas o meses, pero al fin y al cabo lo estándar es tener a personas alrededor que te ayudan a superar el periodo de adaptacion. Tienes a tu familia, encuentras nuevos amigos, desde tu nuevo colegio se esfuerzan por integrarte, el miedo pasa, todo está bien. Pero ¿y cuándo el miedo no pasa? ¿y cuándo tu familia está a miles de kilómetros de ti o directamente ha muerto a manos de la guerra? ¿y si tu nuevo entorno es hostil porque te considera un terrorista a pesar de que no te conoce a ti, ni tu cultura, ni tu tierra, ni tu pasado, ni si vives o mueres? Ahí es donde entran en juego historias como la de North, la aventura narrativa del binomio berlinés Outlands Games formado por Tristan Neu y Gabriel Helfenstein.

North

North es un videojuego que se ha estrenado recientemente en Xbox One y Nintendo Switch después de pasar un tiempo en PC. Se trata de una breve experiencia de pesadilla donde nos ponemos en la piel de un refugiado de un lugar sin nombre en el sur de algún planeta desconocido que busca asilo en una ciudad del norte huyendo de la guerra y el exterminio al que está siendo sometido su pueblo. No hay nombres de ciudades, ni banderas, ni falta que hace. La idea de esta experiencia narrativa es la de ofrecer un vistazo a la crisis de los refugiados desde la fantasía, representando a los huéspedes de la ciudad que nos da asilo como horribles criaturas que no entendemos y que nos quieren esclavizados o muertos.

En ocasiones los artistas detrás de este juego han declarado que querían contar una historia sobre este drama mediante un videojuego que fuera al mismo tiempo incómodo e inmersivo. Lo consiguen con una experiencia de algo menos de una hora de duración donde no existe el guardado, pues debe ser consumida (siendo éste el peor término posible) de una sentada. También obtienen el resultado esperado con un aspecto visual sencillo y en ocasiones directamente feo y tosco que está aderezado de situaciones psicodélicas y ruidos estridentes para que no sintamos comodidad en ningún momento, no hemos venido aquí a eso.

Echando de menos el infierno

Mientras exploramos nuestro nuevo hogar vamos a ir descubriendo diversas críticas a los tratos que recibe un refugiado y la forma en la que ve el mundo. Lo que hace avanzar la narrativa es un sistema de cartas que nuestro protagonista envía a su hermana. Mediante estas cartas se nos ayuda a comprender nuestro entorno y se nos envía un mensaje que subyace todo el tiempo, la esperanza de que acabarán los prejuicios, de que existe un futuro, de que hay aún mucha gente a la que sacar del infierno es lo que mantiene a algunos de estos refugiados luchando por sus vidas. Si nos sometemos a ser llamados terroristas por los policías, a que los médicos crean que hemos escapado de nuestro país por ser homosexuales porque no son capaces de imaginar los horrores que allí tienen lugar a diario, a cambiar de religión para poder entrar en este Primer Mundo y otras muchas torturas es únicamente porque ahí algo después, una esperanza de reunirse con la familia, una posibilidad de conseguir un futuro donde los dos lados de este infierno terrenal desaparezcan. Todo esto y más es lo que nos pretenden narrar North en algo menos de una hora.

North

No procede hablar de la calidad del apartado visual, del rendimiento técnico, del precio o de la duración de esta obra. Primero porque usa las herramientas necesarias para contar la historia que quiere contar sin despistarse y sin fracasar en el intento. Segundo porque si bien en Xbox One el juego de lanza a un precio de unos 5 € mi recomendación es que los paguéis a través de itch.io si tienes un PC capaz de gestionarlo (lo más probable es que así sea). Ahí podéis descargarlo gratis y todo lo que decidáis donar para apoyar a estos creativos irá a ellos de forma íntegra y no se perderá una parte en las comisiones de tiendas como Steam o el bazar de Xbox.

Conclusion

Si queréis meter a North en una categoría para estar más tranquilos que sea en la de juegos necesarios. Estamos hablando de una de esas obras que solo aspiran a la empatía, ni más ni menos, algo tan sencillo e imposible a la vez en los tiempos que corren. Si hay una pega que ponerle al juego en Xbox One es la presencia de logros. Casi cada acción lleva a un logro y esto desemboca en dos situaciones, obtener un logro es habitualmente algo que provoca satisfacción, sensación que aquí no tiene cabida, y su bajo precio puede convertirlo eventualmente en juego que se compra para obtener los despreciables 1000G sin intención alguna de prestar atención al mensaje. Pero si esto sirve para que más gente se atreva a dar el paso de adquirir este relato interactivo diremos aquello de que "no hay mal que por bien no venga".

8,5

Lo mejor:

- Una historia que apela a la muy necesaria empatía.

- Un estilo de autor que no pierde el norte.

- Una buena narrativa que dura lo justo.

Lo peor:

- Sobran los logros.

Galería

Te puede interesar

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.