avatar

'Valiant Hearts', Ubisoft en estado de gracia
UBIART FRAMEWORK EN ACTIVO

'Valiant Hearts', Ubisoft en estado de gracia

Por Sergio Mediavilla
Categoría: Analisis
13 de Diciembre 2014 | 10:26

Nombrar en la actualidad a Ubisoft puede despertar las iras de algunos y la vena más fan de otros, pero en lo que ambos extremos parecen coincidir es que, cuando la compañía quiere, es capaz de darnos a los usuarios autenticas joyas del sector. Tras varias semanas probando a fondo 'Valiant Hearts: The Great War', parece que nos encontramos ante una nueva pieza para enmarcar, no ya sólo dentro de la propia compañía, sino también entre todos los títulos lanzados en los últimos meses para diversas plataformas.

La primera guerra mundial en pequeña escala

Ya he comentado que la compañía juega con esa "dualidad" a la hora de ofrecer productos. Por suerte, y hasta la fecha, todos los títulos que hacen uso del motor gráfico UbiArt Framework han conseguido encandilar tanto a la crítica como al público. En este caso el estudio con sede en Montpellier nos propone revisar la primera gran guerra desde el punto de vista de unos pocos personajes a lo largo de los diversos frentes en territorio francés y nuevamente vuelve a repetir el éxito que ya precede a los títulos que se desarrollan bajo este motor gráfico, caracterizado por dotarlos de un aspecto visual muy impactante y llamativo del que también hace gala este 'Valiant Hearts: The Great War'.

A lo largo de los distintos frentes de la guerra asumiremos el papel de Emile, Karl, Anna, Freddie y un inseparable perro que nos ayudará a resolver los diversos puzles que pueblan el desarrollo de este título. Emile al comienzo de la guerra es llamado a filas por el ejercito francés mientras que su yerno, Karl, recibe la misma obligación en el bando alemán, dejando atrás a su mujer e hijo.

Valiant Hearts

Antes de partir, Emile promete cuidar de Karl y traerlo de vuelta, pero la primera gran guerra los separará en caminos paralelos donde conoceremos a otros personajes, como Freddie, un estadounidense que se une a filas tras su boda, o Anna, que busca a su padre, un científico en manos alemanas, encabezadas a lo largo de todo el desarrollo del título por el barón Von Dorf, que busca desarrollar un potente arma para acabar con la contienda, de ahí que cuente con el padre de Anna para desarrollarla.

A lo largo de los 4 capítulos en los que está dividido el título recorreremos localizaciones históricas de la primera Guerra Mundial a lo largo de Francia, incluyéndose a medida que avanzamos información real sobre los hechos que ocurrieron en el lugar. Junto a esta información también se añaden diverso material gráfico de la época, por lo que jugar se convierte también en un pequeño resumen de historia interactiva.

Con este planteamiento recorremos lugares como Verdún, Ypres o Reims y se nos narran hechos como la guerra subterránea o las pruebas de nuevo armamento, entre ellos potentes tanques de la época y zepelines, a los que también podemos controlar a lo largo de los capítulos de duración del título.

Y es que, al igual que ocurrió en la guerra, los medios de transportes serán otra de las piezas fundamentales en este título, quedando reservado a niveles específicos para ellos donde podremos conducir un coche mientras esquivamos tropas alemanas o francesas o abrirnos paso con uno de los primeros tanques mientras intentamos destruir estructuras y enemigos del entorno.

A la vieja escuela

Todo el título, a excepción de las fases del coche de Anna, donde la perspectiva se sitúa frente al vehículo, se desarrolla en scroll lateral en 2 dimensiones con ciertos momentos de varios niveles de profundidad, por lo que también podríamos estar hablando del también de las comentadas 2,5 dimensiones, aunque no se explota tanto esta vertiente como en otros títulos que parten de planteamientos jugables similares.

Y no sólo el scroll lateral en 2D nos recordará a títulos de la vieja escuela. También lo hace su planteamiento jugable, basado en la investigación y la resolución de puzles. Con tan sólo 7 botones podremos caminar, saltar, interactuar con el entorno, comunicarnos con nuestro perro y resolver los planteamientos, no necesitamos más elementos, por lo que a los pocos segundos ya tenemos el control completo del título, en nuestro caso, sin necesidad de emplear el ratón en ningún momento, ya que la versión que analizamos es la correspondiente al PC.

Valiant Hearts

Mientras que en los niveles habituales deberemos recorrer el escenario de izquierda a derecha buscando elementos con los que resolver puzles, en los momentos en los que controlemos el vehículo de Anna deberemos esquivar mientras conducimos diversos obstáculos e incluso lanzar explosivos para que las tropas que nos persiguen no nos den caza.

Anteriormente he hablado sobre el inseparable perro que nos acompañará a lo largo de la mayoría de niveles y protagonista en muchas ocasiones de los traílers del título. Comenzará la aventura junto a Emile, pero no dudará en unirse a otros protagonistas del título si hace falta, ya que sin él no podremos llevar a cabo la resolución de algunos de los planteamientos que se nos proponen. Con tan sólo un botón entramos en el modo de "orden" al canino, pudiendo indicarle que acciones tomar con tan sólo marcar en el teclado numérico las acciones correspondientes, que variarán entre distraer a guardas, excavar, traer elementos o incluso accionar palancas a distancia y entrar por pequeñas aberturas por las que un humano normal no podría acceder.

Para redondear un planteamiento jugable muy sencillo, repetimos, se basa en una mecánica tan conocida como la investigación del entorno y la resolución de puzles que no cuentan con una gran complicación, se suman momentos QTE que siempre protagonizará Anna y en los que deberemos salvar la vida de soldados gracias a pulsar las teclas indicadas en el momento justo.

Atracción audiovisual

Los elogios hacia este apartado siempre podrían quedarse cortos. Ya hemos visto en otras ocasiones como funciona el UbiArt Framework con entornos coloristas y oníricos, pero la prueba que tenía con este proyecto se alejaba de lo visto hasta entonces. El motor debía gestionar y recrear con acierto entornos grisáceos y oscuros en la mayoría de las ocasiones, algo que desarrolla con una gran soltura, principalmente gracias al trabajo de diseño del equipo responsable que, por dura que pueda parecer, recrean con acierto desde las campiñas francesas a las trincheras en mitad del conflicto.

A ello debemos sumar unas animaciones y unas narraciones visuales que directamente son cómics animados en nuestra pantalla, lo que eleva el nivel artístico del título a cotas que otras producciones, quizás con mayor presupuesto, no logran alcanzar.

Valiant Hearts

A este aspecto debemos sumar uno quizás igual de importante, y es la incorporación de fotografías y documentación real del conflicto a lo largo de los distintos niveles, donde podremos acceder a como se vivió la guerra desde diversos ámbitos siempre con el apoyo de un consejo histórico detrás que nos incentiva a investigar más sobre los hechos. En este sentido desde Ubisoft Montpellier han creado un libro de historia interactivo que haría las delicias de muchos profesores si pudiesen incluir el título como refuerzo a sus clases.

Para finalizar, se encuentra totalmente localizado al castellano, por lo que ningún usuario se perderá entre la historia que se narra a través de una voz en off, ya que los personajes apenas dialogan en un idioma conocido. Escucharemos algunas palabras en francés, pero acompañadas de gestos y gruñidos sin más sentido que el de dar a entender que hay una conversación pero no es de gran importancia para entender la situación.

Lanzado a lo largo del pasado mes de junio, de cara a los próximos 'juegos del año', es de esperar que este nuevo proyecto del estudio responsable de 'Rayman Origins' se cuele entre las listas de los más deseados tanto por la prensa como por los usuarios, y no es de extrañar dado su alto nivel de producción, a lo que se sólo se le podría echar en cara que, una vez metidos de pleno en el título, termina. Posee una duración que, para el tipo de proyecto que es, se encuentra dentro de los márgenes habituales, pero que rápidamente se nos antojará escasa.

8,0

Lo mejor:

- Aspecto gráfico.

- Recreación histórica de la primera Guerra Mundial.

- Planteamiento jugable sencillo.

Lo peor:

- El nivel de dificultad en general no supone un gran reto.

- Su escasa duración.

Galería

Te puede interesar

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.