avatar

Análisis 'Typoman' para Wii U, una de las grandes sorpresas independientes de 2015
BRAINSEED FACTORY

Análisis 'Typoman' para Wii U, una de las grandes sorpresas independientes de 2015

Por Sergio Carlos González Sanz
WIIU
Categoría: Analisis
20 de Noviembre 2015 | 14:26

El concepto de Nindie se va expandiendo poco a poco, y eso es bueno. Durante los últimos meses hemos visto cómo la idea que alguien tuvo en las oficinas de Nintendo para nombrar a sus juegos exclusivos de corte independiente con la categoría "Nindie" les ha permitido adoptar un cierto status que no todos los juegos tienen.

Y es que el concepto tiene matices: no todos los juegos independientes que salen a la luz en Wii U o 3DS son Nindies; hay que ganárselo. La campaña de Nindies@home ha seleccionado muy bien qué obras deben llevarse esta placa, que por ende lleva consigo una fuerte campaña publicitaria en comparación con otros tantos títulos que llegan cada jueves a la consola doméstica de Nintendo.

Hoy os presentamos a 'Typoman', una obra de la que bastante poco sabíamos pero que es, desde este momento, una de las sorpresas del año. Si estás aquí preguntándote por qué te ha llamado la atención este juego de plataformas donde la precisión en nuestros movimientos es clave, estate tranquilo porque no andas errado: es una pasada.

typoman

Para empezar, hay que decir que para Nintendo 'Typoman' se mereció su espacio propio en el Nintendo Direct del pasado 12 de noviembre, unos valiosos segundos en pleno "Prime Time" donde miles de usuarios de la gran N estarían pendientes de lo que en sus pantallas se mostrase. ¿Y qué se mostró en ese momento? Un juego de plataformas en dos dimensiones que entra por los ojos. Cuidado, ya sabemos cómo suelen terminar este tipo de títulos últimamente, que si bien nos atrapan con una estética conmovedora y una banda sonora que incluso sea capaz de hacernos soltar alguna lagrimita, finalmente la mediocridad arropa sus mecánicas e impide que el título se exprese como debe.

Parece bueno y es muy bueno

Es quizá lo que mejor hace 'Typoman'; es un juego con personalidad, que se expresa con su propio código y utiliza las palabras no para hablar sino para interactuar con el escenario. En concreto, utiliza las letras como elementos físicos que, al juntarse, se personifican y racionalizan dentro del juego. Considerar este videojuego como un poema interactivo quizá sea pasarse, pues ahí está 'Child of Light'; pensar que es el nuevo 'Limbo' sería restarle trascendencia, pero ponerlo a la altura de otras excelentes aventuras como 'Ori and the Blind Forest' en cuestiones de sorpresa y transmisión de sensaciones a la hora de jugar es bastante adecuado.

En este plataformas debemos ir avanzando en scroll lateral sorteando plataformas y revolviendo puzles, algo muy -pero muy- parecido a 'Unravel'; aunque como se ha podido ver en los tráileres oficiales, en realidad hace algo que ningún otro videojuego había hecho antes como es el uso de las letras para absolutamente todo. Si ves una H, A, T y E, espérate lo peor, porque la unión de todos esos símbolos dará lugar a una palabra, HATE, que lo volverá todo oscuro.

Es fácil darse cuenta que el objetivo del juego es coger letras y generar las palabras adecuadas para que el escenario tome la forma adecuada que nos permita seguir avanzando. Cabe decir que el título está completamente en inglés y eso puede ser una barrera bastante grande para muchos usuarios; en cualquier caso, suelen ser adjetivos y sustantivos lo que aparezca en el televisor o el Wii U GamePad. Parémonos aquí.

Tiene sentido en Wii U

typoman

'Typoman' no es solamente un Nindie, un exclusivo para Wii U en la eShop, sino que también hace gala de ello, da sentido a su existencia en esta plataforma y no en otras gracias al Wii U GamePad. ¿Quién nos lo iba a decir? Un estudio independiente llamado Brainseed Factory ha sabido explotar a la perfección y de manera simple el uso de la pantalla táctil; pero es tan útil coger el lápiz para unir letras que todo se siente fresco y seguro. Se siente cómodo. La propuesta llega a su sumun cuando tenernos que hacer uso del poder lingüístico y conjugar antónimos o provocar cambios meteorológicos. Sería incorrecto decir que somos una deidad al jugar a 'Typoman', pero vaya, a veces te crees con un poder desmesurado, que se va incluso de las manos.

Pero es que son tan buenas sus ideas y la forma de transmitirlas que cuando lo terminas te preguntas por qué no ha durado un poco más. En algo menos de 5 horas estaremos viendo los créditos finales y la rejugabilidad está bastante limitada; no hay muchos incentivos para volver a experimentarlo de nuevo, al menos hasta que no pasen unos meses. También se echan de menos algunas ayudas para los jugadores que se queden atascados o un mayor apoyo por parte de la inteligencia artificial. Ojo, no me refiero a hacer más fácil el título, sino dar algo más de información en lo que se refiere a interfaz, etc. Un aspecto positivo del juego es que va in crescendo a lo largo de sus tres grandes capítulos y casi 50 secciones; cada vez que avancemos se irán incluyendo nuevas mecánicas que se quedarán ahí, no son pasajeras.

typoman

De este modo, cuando llegamos a las últimas secciones tenemos un frenesí de ideas y formas de completar los niveles muy interesante. Además, 'Typoman' va al grano, no se queda en el camino con situaciones intrascendentes o que no nos importen. Al comienzo de la aventura se nos presenta la situación y ésta se va desarrollando en línea recta, sin complicaciones. No hace falta hacer más compleja la idea. Cuando Brainseed Factory decidió ponerse manos a la obra con este título debieron tener muy ckaro desde el principio cómo debía comenzar y cómo debía terminar, así que es normal que al final el resultado sea tan convincente.

Visualmente nos ha encantado, es una auténtica maravilla en todos los sentidos artísticamente. Quizá la banda sonora podría haber dado algo más de sí por eso de no quedar grabada en tu memoria; la habremos olvidado en un par de semanas, pero merece la pena destacar temas como el principal o en ciertas situaciones de suspense. Lo más justo sería considerarlo como un plataformas honesto, que no se atreve tampoco a ir más allá de donde llega, y eso lo paga también caro. Tiene un problema que recae sobre la mayoría de experiencias similares, y es que no termina de sorprender del todo por estar ya en 2015. Hace cuatro o cinco años quizá hubiese destacado mucho más, pero ahora ya no es lo mismo habiendo por ahí otros tantos como los que mencionaba anteriormente.

typoman

Es una lástima que no haya modo Off-TV, que no se haya traducido al castellano -esto hubiera sido en realidad muy complejo por cómo está diseñado cada elemento- o que los tiempos de carga sean, por algún motivo, muy elevados, pero es sin dudas una de las mayores sorpresas que me he llevado en este año 2015 y me alegro sobremanera de haber podido conocerlo, porque merece mucho la pena.

Desde luego este juego no te vende una consola, pero si eres usuario de Wii U y tienes ganar de jugar una experiencia breve, que pueda durante aproximadamente un par de tardes con su posterior gran sabor de boca, no le quites el ojo a 'Typoman', porque ahora no sonará mucho por ahí, pero cuando pasen los años y hagamos una recapitulación de los mejores juegos lanzados en la eShop, posiblemente éste se encuentre en el Top-10 sin lugar a dudas. Llega justo coincidiendo con el tercer aniversario de Wii U a las tiendas, un digno merecedor de la categoría que se le ha dado y el voto de confianza que Nintendo ha decidido otorgarle.

8,0

Lo mejor:

-Artísticamente es sublime. -Ejecuta a la perfección sus ideas. -Va a más constantemente. -El uso del GamePad, comodísimo.

Lo peor:

-Podría haber durado más sin empeorar la experiencia. -Los tiempos de carga. -Algo más de variedad estaría bien.

Te puede interesar

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.