avatar

Análisis de 'Super Monkey Ball: Banana Mania' para PS5, plátanos para todos
CLÁSICO REMASTERIZADO

Análisis de 'Super Monkey Ball: Banana Mania' para PS5, plátanos para todos

PC XOne PS4 SWITCH XSERIESX PS5
Categoría: Analisis
26 de Noviembre 2021 | 13:00

Ryu Ga Gotoku Studio, el equipo encargado de crear la saga 'Yakuza' y luego continuar en una especie de spin-off con 'Judgment' con gran éxito de crítica y público es el mismo que ha desarrollado esta puesta al día de 'Super Monkey Ball'. Es cierto que la organización empresarial de Sega no es precisamente ortodoxa y, tal y como comenta el jefe Masayoshi Yokoyama, Ryu Ga Gotoku Studio es más un "concepto" que un estudio tradicional, pero no deja de ser curioso.

La saga 'Super Monkey Ball' no se libra de la tendencia de remasterizar los títulos antiguos para atraer jugadores clásicos y otros tantos nuevos. La penúltima entrega precisamente fue 'Banana Blitz HD', un lavado de cara que no sólo le dio una mejora en alta definición, sino que también modificó el control y añadió nuevos modos de juego. Viendo el éxito que tuvo, en Sega han visto un buen filón en el pasado, así que han decidido continuar por este camino. 'Super Monkey Ball: Banana Mania' funciona tanto como homenaje para los fans que llevan desde el principio de la saga como para jugadores que siempre han mirado con curiosidad desde lejos, pero nunca se han atrevido a dar el salto. 'Banana Mania' es una remasterización de 'Super Monkey Ball Deluxe', que a su vez era un recopilatorio de las dos primeras entregas en consola.

Monkey Ball

Quizás 'Super Monkey Ball' no es la saga que más fans tenga del mundo de los videojuegos, pero probablemente muchos ajenos a ella sepan perfectamente de qué trata, aunque hasta que no te metes de lleno en su mundo, no eres capaz de encontrar su verdadero encanto. La base jugable es muy sencilla: llevar al mono metido en una bola moviendo el escenario sin que se caiga ni se acabe el tiempo.

Detrás de este concepto tan simple y loco a la vez, hay incluso una historia, que, por supuesto, funciona como excusa para simplemente poner a prueba nuestra habilidad y paciencia. En muy resumidas cuentas, nos tenemos que enfrentar al villano Dr. Bad-Boon, que quiere hacerle la vida imposible al resto de los monos, algunos tan icónicos como AiAi o su mujer MeeMee, aunque como ya veremos después, los protagonistas de esta entrega no son únicamente simios, aquí hay sitio para todos (especialmente si es de Sega). En los clásicos, la historia se contaba brevemente a través de secuencias de vídeos, mientras que ahora se hace a través de viñetas de cómics no demasiado inspiradas. Es más, es de las pocas cosas que RGG no ha respetado, o al menos, no ha dejado poder disfrutar de ambas formas, como sí ha hecho con los mapas renovados.

La ingente cantidad de contenido es la principal baza de 'Super Monkey Ball: Banana Mania', con un total de más de 300 fases que superar. En el modo principal vamos avanzando a través de diez mundos diferentes, desde junglas hasta volcanes. La accesibilidad y la curva de dificultad complementan muy bien su alta exigencia, ya que ambas cosas no son excluyentes. Los primeros niveles de cada mundo empiezan a introducir elementos, que poco a poco se van complicando. Una pasarela que al principio era muy ancha se convierte en prácticamente una cuerda de funambulista. El juego deja que los jugadores se vayan acostumbrando poco a poco, aunque también estos tienen que poner de su parte. Si la paciencia no es tu mayor virtud, éste juego no es para ti. Aún así, siempre hay momentos en los que no somos capaces de avanzar de ninguna de las maneras, así que el juego nos da algunas herramientas para superarlo, como alargar el tiempo límite o ralentizar el tiempo. Pero no te preocupes, todas las fases tienen ciertas condiciones (completarlas muy rápido o sin ayudas, recoger todos los plátanos...) por las que nos premiarán si las cumplimos en forma de medallas.

Monkey Ball

Si después del modo historia alguien se ha quedado con ganas de más contenido y más difícil, para eso está el modo Desafío. Estos consisten en maratones de muchos niveles, los cuales hay que completar sin salir. Y si esto todavía no es suficiente, los modos Plátano Oscuro y Plátano Dorado son el culmen de la dificultad, el 'Dark Souls' de los 'Super Monkey Ball'. No apto para todos los públicos.

Por si no fuera suficiente con todo este contenido, 'Banana Mania' le da una vuelta de tuerca a su concepto y ofrece algo más diferente, que necesita menos paciencia y más compañía. Estamos hablando de doce minijuegos deportivos en los que competir con amigos al más puro 'Mario Party', como fútbol, béisbol, carreras y más. El mayor inconveniente es que únicamente se puede jugar en local, lo cual limita mucho las posibilidades.

La dificultad de los niveles más altos y sus desafíos contrarresta con su aspecto tan luminoso y colorido. La remasterización le ha sentado muy bien a nivel visual, destacando especialmente el modelado de los monos protagonistas y de los escenarios, aunque se podría haber prestado un poco más atención a los fondos (no serán pocas las veces que nos quedemos mirando fijamente después de caer al vacío).

Monkey Ball

Conclusiones

'Super Monkey Ball: Banana Mania' es tanto una celebración para los fans de toda la vida como para aquellos que quieran entrar en la saga por primera vez. La actualización le ha sentado muy bien, y aunque no lo fuera, siempre existe la opción de jugar a los mapas originales. Cuenta con muchos detalles (incluso con modo foto, una herramienta que a priori suena extraña para este tipo de juego, pero que se agradece) y una gran cantidad de contenido en forma de niveles, personajes (desde Sonic hasta el protagonista de 'Yakuza', Kazuma Kiryu) y minijuegos.

8,0

Lo mejor:

- Mucho contenido y renovado.

- Buena curva de dificultad.

- Desafíos para todo tipo de jugadores.

Lo peor:

- Minijuegos sin multijugador online.

- Las escenas en formato de cómic.

Artículos recomendados

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.