avatar

Análisis 'Senran Kagura 2: Deep Crimson', recital shinobi con pocas pretensiones
MARVELOUS

Análisis 'Senran Kagura 2: Deep Crimson', recital shinobi con pocas pretensiones

Por Sergio Carlos González Sanz
3DS
Categoría: Analisis
9 de Septiembre 2015 | 20:49

Tras muchas dudas acerca de su localización, Marvelous ha podido traer el segundo episodio numerado e una de las franquicias más controvertidas que se recuerden en los últimos tiempos. Decenas de temas y comentarios acerca de la sexualidad de sus personajes, por no hablar de las innumerables discusiones que se alejan de lo que verdaderamente puede dar de sí 'Senran Kagura'. Así pues, dejemos de lado lo evidente de ese fanservice desmesurado y que a muchos podrá ofender para conocer qué hace del juego un título a tener en cuenta en el catálogo de 3DS o una pieza de esas que deberíamos evitar a toda costa.

La primer a novedad que llama la atención anda más empezar la aventura con 'Senran Kagura 2: Deep Crimson' es el haber incidido plenamente en ofrecer una experiencia en 3D. Aunque el título original -que ya pudimos catar a comienzos del pasado año 2014- logró unas completas 2.5 donde podías adaptarte fácilmente lo que el estudio de desarrollo pretendía con este beat'em up, tanto el hardware de Nintendo 3DS como las propias mecánicas del juego pedían a gritos que la cámara dejase de ser mera espectadora para colocarse justo detrás del personaje, lo cual otorga mucha más cobertura visual y comodidad; o eso es lo que debería ser, porque cuando pasemos a hablar de la cámara posiblemente nos llevemos un enorme jarro de agua fría...

Mucho más que chicas bien dotadas

Senran

Sin entrar en demasiados detalles sobre la historia en sí, la cual no es nada del otro mundo pero es uno de los atractivos del episodio por continuar los hechos prácticamente donde se quedaron en 'Burst', hay que decir que una vez más tenemos una visual novel con modelos tridimensionales, donde la habrá diálogos por doquier aunque la mayoría de cosas que se nos cuente no sean más que puro relleno sin entrar en materia.

La obra de Teamsoft ha aprendido la lección con la primera parte, haciendo que las academias de Hanzo -que trabaja para el gobierno- y la de Hebijo -compuesta por shinobis más siniestros- vuelvan a hacernos tener la constante disyuntiva sobre cuál de las dos es nuestra preferida. Se consigue muy bien, en verdad, porque no hay muchas integrantes que destacen en personalidad o estilo sobre las demás, algo que favorece para que los que son más fans tengan su propia luchadora fetiche sin que ello tenga que ver con su fortaleza en el campo de batalla.

Senran

En pos de recuperar un tesoro perdido, ambas academias tendrán que librarse en duelo para ver quien sale vencedora, pero no contaban con la presencia de un monstruo que se lleva por delante gran parte de las posesiones de Hebijo. Acto seguido, éstas se rebelan contra su organización y por primera vez veremos a ambas escuelas colaborando entre sí, lo cual está no se siente forzado y encaja bien. El problema viene cuando el atractivo del argumento termina prácticamente aquí, así que no te preocupes porque el juego haya llegado completamente en inglés una vez más, porque en caso de no estar familiarizado con la lengua de Shakespeare no vas a perderte demasiado, por desgracia.

Es por ello que considero capital darle una oportunidad al sistema de combate, donde el frenetismo es de nuevo incesante, haciendo que en ocasiones dé la sensación de estar ante un machacabotones sin profundidad. Pienso que no es así del todo, pues al igual que antaño podrás terminar con la mayoría de los enemigos a base de puños, patadas y habilidades especiales, pero al haber un abanico tan grande de técnicas termina siendo mucho más gratificante lograr combos largos, algo que implicará por defecto lograr mejores puntuaciones en cada fase.

Mejoras jugables, pero demasiados errores por pulir

senran

Al contrario que en muchos juegos del género, aquí tendremos que centrarnos casi al 90% en el ataque, porque cuantos más golpes encadenemos sin ser golpeados más opciones de habilitar un golpe especial habrá; la defensa es bastante anecdótica, ya que por lo general somos muy superiores a los enemigos que se muestran en pantalla, una vez más prácticamente todos iguales y sin ningún tipo de carisma. ¿Un hack 'n' slash? Prácticamente, pero insisto en que para disfrutarlo es mucho mejor tratar de incidir en la base de golpes encadenados y técnicas especiales.

Con todo, tras haber finalizado la obra, podemos decir que el combate ha mejorado en prácticamente todos los sentidos, permitiéndonos ahora cambiar de objetivo con la cruceta y permitiéndonos vapulear directamente al enemigo que se interponga frente a nosotros. Si a ello sumamos las luchas por parejas, el clásico Tag Team que tantas veces hemos visto, es fácil pensar en una notable puesta en escena en lo jugable porque realmente es así; 'Senran Kagura 2: Deep Crimson' es más ambicioso y poderoso que nunca, haciendo incluso que haya cierta sinergia entre nosotros y el compañero cuando hagamos batallas conjuntas.

senran

En lo que respecta a la estructura mucho más organizada, intuitiva y estructurada que en 'Burst'. Seguimos con un apartado dedicado a las misiones, entrenamiento, misiones especiales o incluso una tienda con la que comprar con dinero ficticio más contenido. Si desde el minuto uno te convence su propuesta, seguramente tengas para varias decenas de horas, aunque el final de tu partida posiblemente sea marcado por el agotamiento que termina produciendo una jugabilidad excesivamente continuista y poco variada en cierto modo. En total, tenemos 63 misiones principales y un centenar en el Yoma's Nest más otro par de decenas en el entrenamiento especial.

Centrado para los fans, demasiado de hecho

Asuka, Ikaruga, Katsuragi, Yagyuu y Hibari en la escuela de Hanzo; Homura, Yomi, Hikage, Mirai y Haruka en la de Hebijo; nombres que en Japón siguen triunfando gracias a la serie de animación y que aquí vuelven de manera muy equilibrada y balanceada, haciendo que la curva de dificultad sea una vez más una de las virtudes de la saga, ya que aun jugando en modo normal (el que viene por defecto), vamos aprendiendo de manera natural los controles, además de que no hay picos con los jefes finales; el último es el más difícil y el tercero es más complicado que el tercero, por ejemplo.

El efecto 3D es realmente espectacular, logra una profundidad que no hemos visto en muchos títulos de la consola en estos más de cuatro años de grandes títulos, aunque ello no implique que técnicamente sea un portento, porque para nada lo es. Por lo general es un evidente paso adelante en todos los sentidos, todo ello logrado gracias a la perspectiva tridimensional y las mejoras o facilidades que implica a la hora de movernos por los escenarios, mucho más grandes y espaciados. El punto más negativo de 'Senran Kagura 2: Deep Crimson' es con total seguridad su cámara, que nos deja literalmente vendidos de vez en cuando y nos obligará a tener que repetir alguna que otra misión por culpa de esto mismo.

senran

No me gustaría finalizar sin hacer mención al apartado online, que nos permite jugar la historia principal en modo cooperativo donde el compañero es alguien real y no la CPU. Mención aparte para el doblaje en japonés y el afán por parecer un anime hecho videojuego, con animaciones muy pulidas que dejarán la pantalla repleta de color y fan service, mucho fan service.

Si tienes una Nintendo 3DS y jugaste el título original en su momento, aquí hay más y mejor, pero sigue sin ser un referente del género, una obra simplemente notable que parece no haber querido siquiera arriesgar a algo más. Sigue teniendo muchas limitaciones a nivel jugable, con una cámara nefasta aunque ahora tengamos cierta potestad cuando tengamos que elegir a qué enemigo atacar. Al menos sabemos que el cartucho ofrece decenas de horas de entretenimiento, de manera que si te sientes atraído por la estética y quieres ver técnicas especiales por tutiplén, no le pierdas la vista, porque Marvelous ha finalizado el producto mejor que hace un año.

7,0

Lo mejor:

-Poder jugar en cooperativo la historia. -Un control mucho más pulido. -Gran cantidad de contenido y misiones extra. -Visualmente muy mejorado.

Lo peor:

-El argumento sigue sin tener prácticamente atractivo, además de que no ha llegado traducido. -La cámara, una lotería.

Te puede interesar

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.