avatar

Análisis 'Samurai Warriors 4 Empires' para PS4
WARRIORS

Análisis 'Samurai Warriors 4 Empires' para PS4

PS4
Categoría: Analisis
11 de Marzo 2016 | 10:00

Habitualmente analizó los musous en Zonared. Los 'Warriors' es una saga que me gusta particularmente. Mucho, de hecho. Pero siempre que me enfrento al review de una nueva entrega de 'Dynasty Warriors', o 'Samurai Warriors' como en este caso, pesa sobre mí la losa del estigma: es un género con una fanbase enorme y enormemente fiel, y en el otro extremo uno de los más incomprendidos y despreciados por otro gran núcleo de jugadores. Con los musou de Koei Tecmo no hay medias tintas. De esta forma, una y otra vez, cuando me enfrento al análisis de una nueva entrega, me encuentro justificando el título un par de párrafos antes de comenzar a entrar en harina. Sin embargo, soy radicalmente injusto porque los 'Warriors' no necesita justificación alguna, y la muestra de su buena salud es que el universo musou está en plena expansión mezclándose con grandes franquicias como 'Zelda', 'One Piece' o 'Dragon Quest'. Ahora, con 'Samurai Warriors 4 Empires', la franquicia sigue creciendo trayendo de nuevo, tras casi de diez años, Empires a los 'Samurai Warriors' de nuevo. Más y más entregas, la misma fórmula, una evolución constante que se siente lenta por el vertiginoso ritmo de lanzamientos, pero fiel y convincente para el que habitúa el género. Eso es lo que promete Warriors en cada entrega, lo que busco en Warriors, y en último término lo que acarrea 'Samurai Warriors 4 Empires'. Ni más, ni menos. Sin alardes, pero convincente.

Análisis 'Samurai Warriors 4 Empires' para PS4

Para profanos. El núcleo de estas aventuras de Omega Force está en 'Dinasty Warriors'. El arrollador éxito de 'Dynasty Warriors' se tradujo en diferentes spin-off dentro de la seña musou de Koei Tecmo, pero cada uno con sus particularidades. Uno de estos descendientes de los Guerreros de la Dinastía es la saga 'Samurai Warriors'. Dentro de este grupo de juegos, las entregas con la coletilla "Empires" son aquellas que mezclan el musou con elementos estratégicos, donde los pactos políticos en tiempo de guerra se convierten en el núcleo de la propuesta. Esa combinación de ambas mecánicas es lo que 'Samurai Warriors 4 Empires' propone, pero con una materialización más accesible a la que nos tiene acostumbrado 'Dynasty Warriors Empires'.

En 'Samurai Warriors 4 Empires' tenemos que elegir una facción de guerreros adscrita a una provincia. Cada facción tendrá su propia campaña con un punto de partida diferente. Tendremos unos terrenos aliados, a la vez que unos objetivos de conquista de las provincias de otro clan. Para llegar a cubrir nuestro objetivo, ante nosotros la necesidad de gestionar nuestros dominios como políticos diligentes o como crueles despiadados obsesionados en la batalla y al sed de gloria. Tendremos también que fortalecer nuestros pactos y alianzas políticas para hacernos más fuertes en apoyos. Cada "turno" de juego consiste en dos fases: una fase de gestión, donde mejoramos nuestras tropas, recaudamos impuestos, mejoramos nestro castillo, ponemos en marcha nuevas políticas... todo en base a gestión de menús bastante sencillos en comparación con los 'Dynasty Warriors Empires' o 'Nobunaga's Ambition'. Esta fase de gestión se compagina con una fase de acción directa, en la que nos embarcamos a la conquista de territorios adyacentes para hacer crecer nuestros dominios. Las fases de batalla son exactamente iguales que cualquier misión de 'Samurai Warriors 4'.

Análisis 'Samurai Warriors 4 Empires' para PS4

Además de las campañas que 'Samurai Warriors 4 Empires' tiene marcadas desde el punto inicial, también incluye el editor de campañas que nos permite repartir las provincias entre diferentes ejércitos. Marcar las reglas del escenario al que nos queremos enfrentar, para incrementar la duración de la aventura hasta donde queramos. También cuenta con un editor de personajes para crear oficiales a medida.

Empires

El que conozca los 'Dynasty Warriors Empires' verá que el transcurso del juego aquí es el mismo, la misma estructura y la misma dinámica básica. Sin embargo, y a pesar de que a simple vista el Empires de 'Samurai Warriors' es muy reconocible, a poco que profundizamos la propuesta es diferente respecto a los 'Dynasty'. En el caso de 'Samurai Warriors' la gestión es más accesible, más guiada. Podemos tomar un buen montón de decisiones, poner en marcha políticas para mejorar nuestro ejercito, nuestros oficiales, reclutar o ayudar a los súbditos... pero todo tiene una secuencia más guiada, más similar a la de un juego de gestión cercano a 'Clash of Clans'; mientras que los 'Dynasty Warriors Empires' serían la versión más profunda de esta misma idea, donde realmente necesitas empaparte en alianzas y negociaciones para ganar aliados. El problema de 'Samurai Warriors Empires' es que esa gestión estratégica tiene mucha reminiscencia al juego de móvil, y de eso en Japón saben mucho, por lo que sacrifica la profundidad a la que nos tienen acostumbrados en este grupo de franquicias. En el otro lado de la balanza, 'Samurai Warriors 4 Empires' trata de aportar profundidad sobre la visión de los oficiales, la gestión de los miembros de alto rango en nuestra formación pega un paso adelante con peso en la gestión política y en la mejora de nuestro castillo.

Análisis 'Samurai Warriors 4 Empires' para PS4

De esta forma, la fórmula Empires de 'Samurai Warriors' sabe a poco para el que hace el camino desde 'Dynasty Warriors 8', pero está en un punto muy interesante para el que busca algo más que la acción directa de 'Samurai Warriors 4'. Uno de los problemas que fácilmente se pueden achacar a los Warriors es caer en la repetitividad, escenario tras escenarios arrasando con multitudes la repetición se convierte en el mayor enemigo. Los momentos de alivio que ofrece la gestión de Empires siempre me ha parecido que aportan el punto de profundidad necesario para romper con la monotonía de la sucesión de misiones.

Sobre el terreno de la batalla es lo que nos encontramos en 'Samurai Warriors 4', ni más ni menos. El salto de generación a los juegos de Omega Force les ha dado dos atributos: fluidez en los fotogramas por segundo, con alguna rascada eventual que ya es marca de la casa, y mayor número de personajes en pantalla. Más que nunca e igual de tontos que siempre. A nivel técnico cumple sin mayor alarde, y se queda un par de pasos por detrás de lo vistoso que resulta 'Dragon Quest Heroes'. Sin duda, sobre el terreno 'Samurai Warriors 4 Empires' se convierte en un juego rápido y frenético. Dentro del musou es uno de los puntos álgidos con un sistema de combate muy directo, pero a la vez con un sistema de combos entre oficiales que funciona muy interesante y la posibilidad de dos jugadores. En este punto el juego se viene arriba.

Análisis 'Samurai Warriors 4 Empires' para PS4

Conclusión

La evolución de 'Warriors' es constante y lenta. Una visión milimétrica sobre cada entrega hace difícil conocer cómo la aventura crece, pero un par de pasos atrás muestran un salto. Con 'Samurai Warriors 4 Empires' acudimos a uno de los saltos grandes en 'Samurai Warriors' pues se abre un nuevo arco jugable para el título basado en la gestión. Una gestión ligera para el se abruma con las opciones de 'Dynasty Warriors 8 Empires', que a mí me termina sabiendo a poco. Si te has acercado a los Warriors con anterioridad, sabes a lo que vienes, aquí tienes uno de los juegos más completos y Empires es sin duda, para mí, la subsaga estrella de este género. Me niego en rotundo a cerrar el análisis con clichés típicos achacados a esta franquicia, apuntando a la IA, la repetitividad o el apartado técnico como carencias del juego. No hace falta más que ver un vídeo para saber a qué nos enfrentamos, pero lo que la crítica de 'Samurai Warriors 4 Empires' trata de transmitir es lo que sólo se ve jugando e intentando entender la franquicia: Un juego de acción japonesa, con mucho de estrategia militar, y que los freaks del bélico oriental sabrán saborear siempre que tengan un nivel de inglés aceptable. Eso sí, hoy por hoy, y esta es una apreciación personal, en el componente estratégico encuentro un de peldaños por encima 'Dynasty Warriors 8 Empires', sobre el terreno de batalla 'Samurai Warriors 4 Empires' acierta más.

ESTE ANÁLISIS SE HA REALIZADO EN BASE A LA VERSIÓN DE PS4

8,0

Lo mejor:

- El editor de campañas para crear nuevas situaciones. - La cantidad de enemigos en pantalla es imponente. - Más protagonismo para los oficiales.

Lo peor:

- El componente de gestión me parece tan profundo como los Empires de 'Dynasty Warriors'. - Caídas de framerate. - Habilidades demasiado parecidas entre muchos de los personajes seleccionables.

Te puede interesar

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.