avatar

Análisis de 'Necromunda: Hired Gud': una mala adaptación a consolas
REVIEW

Análisis de 'Necromunda: Hired Gud': una mala adaptación a consolas

Por Fco Javier Castro
PC XOne PS4
Categoría: Analisis
7 de Junio 2021 | 17:00

Uno de los géneros más populares que han existido jamás sigue estando de moda gracias en parte a la misma compañía que supo reinventar la fórmula, y estamos hablando de los shooters en primera persona. Ese es el motivo por el que seguimos recibiendo nuevos títulos que adoptan varias mecánicas de esta propuesta, sin dejar de lado la esencia original. El pasado día 1 de junio se publicó el último trabajo del estudio Indie Streum On Studio, un juego de disparos en primera persona ambientado en el universo 'Warhammer 40.000'. 'Necromunda: Hired Gud' parece querer hacer suyas algunas mecánicas vistas en los últimos trabajos publicados por Id Software. La pregunta es, ¿han conseguido acertar en su ejecución? Acompañadnos en su análisis para averiguar qué podéis esperar de este atrayente shooter.

Necromunda:Hired Gud

Necromunda, los bajos fondos de la humanidad

Para empezar, un poco de contexto: durante el juego debemos adoptar la identidad de un mercenario que sobrevive en base a a realizar diversos trabajos en los bajos fondos de una de las ciudades colmena de Necromunda. En esta comunidad, todo vale con tal de sobrevivir y conseguir créditos. Además, se acontece un enfrentamiento entre las diferentes casas que habitan allí; los Orlocks, los Goliaths y las Eschers, cada una de ellas agrupas además en varias sub-bandas, que serán las encargadas de hacernos la vida imposible en las incursiones por las zonas más desoladas de la colmena.

Sobra decir que el juego cuenta con el lore oficial de la la franquicia de Games Workshop, y por lo tanto si no estamos familiarizados con su universo no vamos a enterarnos de prácticamente de nada. Y aunque el título intenta introducirnos en su trama, lo cierto es que la narrativa no es más que una excusa para alojarnos dentro de la premisa del juego y la finalidad principal: pegar muchos tiros y disfrutar de una acción sin contemplaciones desenfrenada que nos llevará a realizar todo tipo de acciones mientras vaciamos el cargador.

Necromunda: Hired Gud

Un shooter clásico modernista

'Necromunda: Hired Gud' es un shooter arena en primera persona, que adopta una multitud de mecánicas renovadas, y está fuertemente inspirado en otros títulos del género como puede ser 'Doom Eternal' e incluso 'TitanFall. Así pues, podemos realizar acciones como dar doble salto, correr por las paredes, ejecuciones inmediatas, utilizar un gancho para acceder a zonas elevadas y un buen montón de habilidades como ralentizar el tiempo unos segundos, entrar en un estado berserker y más cosas.

Estamos ante lo que parece ser un shooter que intenta englobar una serie de elementos que buscan administrar dinamismo al combate, pero con una ejecución más que cuestionable. En principio parecería ser que la propuesta funciona, pero tras desglosar las capas que lo componen, se descubren una serie de fallos calamitosos que la hacen descender de forma estrepitosa.

Por supuesto vamos a enumerar los diferentes aspectos que componen este juego, pero la gran mayoría de errores se pueden resumir en una frase: el título ha sido programado en base a la versión de PC, y a la hora de adaptarlo a la versión de consolas apenas se han tenido en cuenta los factores que componen a ésta. Por lo tanto, y siendo la versión de consola la que hemos analizado, tenemos entre manos un juego que se olvida por completo de la optimización de dichas plataformas y comete una serie de agravios.

Nuestro personaje cuenta con progresión, es decir, gracias a los créditos que iremos consiguiendo tras terminar las misiones podemos mejorar nuestro bioimplantes, añadir mejoras, potenciar las que poseemos, comprar y mejorar nuestras armas y equipo, e incluso dotar a nuestro compañero, un perro de la raza Mastín, con mejoras para el combate. Y todo esto parece estar muy bien sobre el papel, si realmente cumpliera con algún pósito. La estructura de la historia es convencional y cuenta con un total de 12 capítulos, y también podemos realizar misiones opcionales que ofrecen la función de ganar más dinero para seguir potenciando el personaje.

Hasta aquí más o menos todo correcto y cumple con el propósito de lo que viene siendo un juego de disparos en primera persona bastante convencional. Los problemas provienen, sobre todo, del gunplay; las acciones que podemos realizar, el comportamiento del propio personaje, la inteligencia artificial, los controles y el mapeado de botones. 'Necromunda: Hired Gud' es un juego frenético, donde el personaje posee la movilidad de un shooter arena, donde todo se vuelve caótico a nuestro alrededor, y donde, en su versión de consola, es prácticamente imposible apuntar de forma óptima por un motivo en concreto; el juego cuenta con un bug que anula el autoapuntado, algo esencial para los shooters en consola, ya que la precisión con un pad de control jamás será tan óptima como con ratón. El estudio ya ha advertido que está trabajando en este problema, pero en el momento de escribir estas líneas, aún cuenta con este fallo, que impide disfrutar de su combate y lo vuelve disfuncional. Nosotros hemos jugado y pasado el juego por completo, (incluido el jefe final, que se antoja insufrible por la mecánica de recuperación de vida y que a causa de este bug se convierte ipso facto en el momento más traumático del jugo) y hemos conseguido ver los créditos, en el modo normal. Pero no hemos logrado deshacernos de la desagradable sensación de que estábamos jugando con un producto que le falta un par de cocciones antes de poder llegar al mercado.

Necromunda:Hired Gud

La versión de consola no ha sido adaptada

Tras empezar el modo campaña, estuvimos cerca de media hora intentando configurar el mapeado de botones, puesto que contamos con tal cantidad de acciones que se sobreponen unas sobre las otras, dando la sensación de que nos faltan opciones. Por poner un ejemplo, tenemos dos ruedas de elección para las armas y para las habilidades, y en un juego donde la acción transcurre de forma tan visceral, es esencial en la versión de consola incluir la ralentización de tiempo, puesto que si no, mientras, nos cosen a tiros, y esto nos conduce a la mecánica de recuperación de vida.

Ya hemos comentado que este 'Necromunda: Hired Gud' se postula como un shooter clásico arena con mecánicas modernas, y eso conlleva a no poseer regeneración de vida. El problema es que han optado por un sistema algo extraño, queriendo adaptar la mecánica vista en 'Doom eternal', donde, para recuperar salud, debíamos realizar una ejecución. En este caso, la recuperación de vida está directamente relacionada con nuestra capacidad ofensiva, o dicho de otro modo, recuperamos salud al realizar daño al enemigo. Este sistema se antoja bastante extraño porque, por un lado, solo debemos atacar al enemigo para cobrarnos la salud restante. Pero a su vez, en su versión de consola, como no cuenta con autoapuntado, nos vemos obligados a adaptar otro tipo de estrategia, ya sea a corta distancia o bien a melee (recurriendo a la animación de ejecución, de la que os hablaremos a continuación), donde sentimos que se complica sin motivo alguno.

Luego ya vendrían otro tipo de problemas menores, pero que hacen deslucir el rápido gunplay del juego, como el hecho de que no podemos cortar la animación de recarga del arma, algo que nos deja completamente vendidos a los enemigos. También podemos corretear por las paredes, y aquí el problema es que para poder encadenar esta acción de una pared a otra, se requiere presionar un botón, algo que nos obliga a dejar el stick de control.

Necromunda: Hired Gud

Todas estas acciones conllevan a entorpecer el gunplay, ya que se sobreponen unas sobre las otras. En resumen; el juego no ha sido adaptado a la versión de consola, y arrastra una serie de fallos que impiden disfrutar de él. Y es una lástima, porque la propuesta, si no contara con esta lista interminable de fallos, podría ser más que correcta.

Antes de pasar al siguiente apartado del análisis, queremos detenernos un segundo a señalar un par de aspectos que no nos han gustado. El primero es la inteligencia artificial, tanto de los enemigos como del canino que nos acompaña. Los enemigos no cuentan con ningún tipo de estrategia; se limitan a ir de forma direccional hacia nosotros, disparando desde cualquier distancia. No hay mucho más que añadir al respecto. En cuanto a nuestro compañero, el perro al que podemos invocar para que nos ayude en combate, en la mayoría de las ocasiones, se quedará varado en algún punto del mapa y no reaccionará.

El segundo punto que tampoco nos ha convencido es el diseño de niveles, demasiado caótico, y muchas veces carente de sentido, como si hubiera sido creado en torno a un espacio vacío al que le han ido añadiendo componentes del escenario. Esto, tratándose de un juego con una ambientación tan visceral y oscura, puede llevar a confundirnos y no saber hacia dónde debemos dirigirnos. Lo que nos conduce a su vez a otro fallo molesto, y es que los enemigos, cuando han de aparecer, muchas veces cuentan con un respaw aleatorio y sin sentido, lo que da una sensación de artificio.

Necromunda: Hired Gud

Apartado audiovisual

'Necromunda: Hired Gud' cuenta con un apartado visual muy potente, donde se aprecia un especial empeño y cariño en el universo 'Warhammer 40.000' y en especial la colmena de Necromunda queda muy bien representada, así como los personajes. A nivel de texturizado e iluminación cumple sobradamente, pero es en la estabilidad donde cuenta con problemas. Hemos analizado el título en una PS5, en su versión PS4 ya que no cuenta con parche de nueva generación, y aunque a menudo es capaz de mantenerse a 60 cuadros por segundos, en algunas misiones sufre de bajadas de frames, algo que no ayuda en los giros de cámara, ya que cuenta con un posprocesado muy agresivo que emborrona la visión.

En cuanto al apartado sonoro, tenemos pocas pegas. Su banda sonora es muy metalera y es bastante espectacular, mientras que los efectos de sonido son más que correctos. El juego está localizado en español en textos, mientras que las voces están en inglés.

Necromunda: Hired Gud

Conclusiones

'Necromunda: Hired Gud' no es un mal juego, pero si que estamos ante un título muy mal adaptado en su versión para consolas. La gran mayoría de errores provienen precisamente del poco empeño en la portabilidad a estas plataformas. Estamos convencidos, que aún con sus fallos, en PC es un juego muy disfrutable, pero por desgracia, en la versión de consola es difícil de recomendarlo ya que consideramos, llega a ser incluso frustrante a causa de las malas decisiones. Como hemos comentado, el estudio se encuentra trabajando para solucionar el bug del autoapuntado, pero aún así, deberían ahondar en los problemas de adaptabilidad de controles, añadir algunos elementos como ralentizar la pantalla en la rueda de selección de armas y habilidades, e intentar solucionar los problemas de rendimiento. Por ahora, y aún siendo un juego que podría convencer a los amantes del género, es un título prescindible. Una lástima que se haya trabajado tan poco en las versiones de consola.

5,5

Lo mejor:

-Bastantes posibilidades de personalización.

-Orgánico y brutal.

-Ambientación perfectamente plasmada de Necromunda.

Lo peor:

-El bug del autoapuntado tira por los suelos cualquier posibilidad jugable en consolas.

-Mapeado de botones caótico, por más que lo personalices.

-Problemas en el gunplay que impiden disfrutar de lo mucho que tiene por aportar.

-Rendimiento cuestionable en algunas fases.

-Optimización terrible en las versiones de consola.

Artículos recomendados

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.