avatar

Análisis 'Destiny 2' para Xbox One, la consagración de la nueva Bungie
1 2
MÁS Y MEJOR

Análisis 'Destiny 2' para Xbox One, la consagración de la nueva Bungie

Por Raúl Manero
PC XOne PS4
Categoría: Analisis
26 de Septiembre 2017 | 14:47

El pasado 6 de septiembre llegaba a las tiendas de todo el mundo 'Destiny 2' para Xbox One y PS4, la segunda entrega del shooter multijugador online desarrollado por Bungie, bajo el amparo de Activision, además de ser la primera entrega de la franquicia que llegará a PC, aunque en este caso lo hará el próximo 24 de octubre. Aun así, los usuarios que ya comenzasteis a disfrutar del juego a principios de mes, habéis visto como hemos tenido que esperar unos días para disfrutar de algunos contenidos importantes de 'Destiny 2', como por ejemplo la incursión "Leviatán", uno de los motivos por el cual se ha retrasado este texto un poco más de lo que nos hubiera gustado inicialmente.

Análisis de Destiny 2 1

De todos modos, debemos resaltar que es complicado someter a 'Destiny 2' al típico análisis, ya que se trata de un juego que está en constante evolución y, seguramente, la experiencia que hemos disfrutado a lo largo de estos 20 días iniciales será muy distinta a la que pueda tener un jugador nuevo que se adentre en este universo dentro de unos meses. Algo que ya vimos con la entrega original, simplemente hay que comparar 'Destiny' en 2014, con su oferta después de 'El Rey de los Poseídos'. A pesar de todo, a lo largo de estos días hemos disfrutado de muchísimas horas de juego y, a continuación, exponemos nuestras sensaciones con el juego de Bungie.

Un nuevo comienzo

La historia... ¿Cuántas veces hemos oído hablar de lo mál llevada que ha estado la trama principal de 'Destiny'? Lo cierto es que esto ha sido algo recurrente, algo habitual desde 2014. A pesar de todo, desde Bungie han estado trabajando en mejorarlo, y en el 'El Rey de los Poseídos' se podía apreciar una mejora notabilísima. Yo no tengo duda que en la actualidad esta franquicia cuenta con uno de los universos más increíbles, del cual todavía nos queda muchísimo por conocer. Sin embargo, desde el seno de la compañía estadounidense, tomaron nota del feedback de la gente, y en 'Destiny 2' nos ofrecen una trama principal llevada a la perfección, con su introducción, su nudo y su desenlace. Además, de contar con una serie de cinemáticas espectaculares que te permiten seguir el hilo de la historia a la perfección.

Análisis de Destiny 2 2

A título personal, la historia de 'Destiny 2' que se centra en la figura de la Legión Roja y su líder, Dominus Ghaul, no es lo que yo hubiera escogido, pero desde un inicio se busca ofrecer un producto que rompa un poco con la primera entrega, y que permita a los nuevos jugadores disfrutarlo sin problemas, trasladándonos a un mundo sin luz... Valga decir, que esto no evita que nos encontremos con referencias e informaciones relacionadas directamente con el juego anterior, así como datos que se ofrecían anteriormente en su grimorio. Lo cierto es que considero que el trabajo de Bungie ha sido bueno, que la historia planteada funciona y permite al jugador mantener el interés en los acontecimientos que se van sucediendo.

No obstante, al estar delante de una historia autoconclusiva, no tenemos una progresión en el estado global del juego, sino que podríamos llegar a decir que nos encontramos en el mismo punto que al comienzo del juego. Este podría ser su talón de Aquiles, y quizás sea algo que no se solvente hasta la llegada del primer DLC.

Una mejora evidente

La inteligencia artificial es otro de los grandes legados que nos deja Bungie con su nueva franquicia. La primera entrega ya nos presentaba una IA enemigo que nos ponía en aprietos en más de una ocasión, pero con 'Destiny 2' han conseguido poner en lienza unos enemigos más inteligentes que en la precuela. Por ejemplo, en el caso de los caídos podemos ver como alguna de estas criaturas, si se ven en peligro, huyen de la confrontación directa tirándose al suelo y moviéndose como si fueran cucarachas. Otra muestra es el comportamiento de los cabal, por ejemplo con los que llevan escudo, quienes ofrecerán resguardo a sus compañeros en momentos complicados.

Más allá de la IA, la jugabilidad también ha evolucionado un poco respecto a la primera entrega. Las armas siguen teniendo un comportamiento prácticamente idéntico (en función del tipo), pero se ha reestructurado su distribución en el equipo, y se han añadido nuevas clases: lanzagranadas, pistolas... No obstante, esta modificación, sumado a las nuevas clases de guardianes introducidas, así como a las nuevas habilidades y el nuevo sistema de progresión le ofrecen un cambio bastante importante. Por ejemplo, si cogemos el rol de Titán, la clase de vacío nos permitirá, en función de nuestra evolución, combinar el poder de la cúpula, con uno más ofensivo que es el que nos permite utilizar el escudo como arma a corta o larga distancia. Además, a la granada y el golpe cuerpo a cuerpo, se suma un tercer movimiento, en este caso un escudo de energía.

Análisis de Destiny 2 3

No obstante, el aspecto más importante de 'Destiny 2' (o al menos uno de ellos), es el loot, que a su vez es uno de los aspectos más criticados de la primera entrega, ya que por momentos dependía demasiado de un factor suerte, cuya influencia en esta ocasión se ha visto reducida. Inicialmente, será muy sencillo ir progresando, únicamente con las recompensas y el loot que saquemos de misiones secundarias, eventos, sectores perdidos y demás nos permitirá llegar fácilmente hasta los 265 de luz. A partir de ahí, cada vez cogerá más peso la necesidad de completar las hazañas, desafíos, aventuras, y patrullas en los distintos planetas que nos permitirán conseguir engramas y recompensas importantes. Es en este punto donde veremos otro cambio relevante, y es que hay numerosos NPC que nos darán engramas a cambio de algunos objetos y medallas de colaboración. Por ejemplo, este es el caso de Ikora, Cayde, Zabala, el armero o Lord Shaxx. Pero todavía hay otra modificación importante más, se trata del poder de los engramas. Y es que en el momento de conseguir uno, este ya tiene un poder mínimo predefinido (y consecuentemente uno máximo), impidiendo de esta forma que los acumulemos para abrirlos todos de golpe cuando nos interese. No obstante, ese poder siempre es más o menos acorde al nuestro, haciendo que sea más sencillo subir de nivel al realizar este tipo de tareas más repetitivas.

Por último, llegados al nivel 280 de luz, se nos abre la posibilidad de añadir modificadores legendarios a nuestro equipo y/o armas, siendo un aspecto clave para seguir emjorando nuestro poder. Además, es en estos momentos donde cobra mucha importancia realizar los ocasos, jugar la incursión y contar con un clan, ya que permite acceder a una serie de engramas y equipo muy útil. Precisamente, estas son dos de las tareas más complejas de completar con éxito. Por un lado, tenemos los ocasos que son asaltos que debemos completar en un tiempo determinado (unos 15 minutos), cada uno con una serie de características que le otorgan un plus de dificultad. A modo de ejemplo, podemos encontrarnos en que el elemento que haga más daño a los enemigos rote, obligándonos a cambiar de arma constantemente si no queremos encontrarnos con problemas.

La otra gran misión que deberíamos superar en escuadra es la incursión "Leviatán", una larga y ardua misión que no solo nos hará enfrentarnos a temibles enemigos, sino que nos exigirá una coordinación total del equipo para superar distintas fases que aúnan puzles y batallas, haciendo que no solo sea importante nuestra forma de jugar, sino poner a disposición del equipo nuestras habilidades. Lo cierto es que cada uno de los niveles que componen la raid son muy diferentes entre ellos, y simplemente por las recompensas ya merece la pena aunque sea superar alguna de las zonas. Aunque, por supuesto, el gran desafío nos espera en el enfrentamiento final.

Un competitivo de escala reducida

Personalmente el competitivo de 'Destiny' no es algo que me convenciera en exceso, sin embargo, la propuesta de 'Destiny 2' me parece más efectiva. Por un lado, se han reducido los enfrentamientos a cuatro contra cuatro, y el tamaño de los mapas se ha visto reducido, favoreciendo que haya mucha más acción, y un mayor número de enfrentamientos. Además, se ha separado el modo competitivo, ofreciendo por un lado una opción de juego rápida donde conviven dominio, baja confirmada y duelo por equipos, mientras que en el otro nos encontramos con un modo en el cual cada equipo tiene un número determinado e vidas, y gana el que acaba antes con las del rival (eso sí, al mejor de cinco).

Análisis de Destiny 2 4

Dentro del Crisol hay un modo que se activa los fines de semana, "Las Pruebas de los Nueve", que nos permite enfrentarnos en escuadras de cuatro guardianes, a otros jugadores en una especie de Buscar y Destruir. Se trata de un modo complejo donde entra en juego la compenetración del grupo, así como contar con un equipo acorde a este desafío. Si conseguimos una victoria desbloquearemos una zona especial, en donde encontraremos a un vendedor especial. Además, si conseguimos una serie de victorias sucesivas (hasta un máximo de 7) podremos acceder a un transportador que nos recompensará muy generosamente nuestro esfuerzo.

Una imagen continuista

Si hacemos un alto en el camino para hablar sobre la imagen que ofrece 'Destiny 2' al jugador, se trata de un producto tremendamente similar a su propuesta inicial, aunque esto no significa que no encontremos diferencias o novedades respecto al primer juego. La paleta de colores, el modelado de los personajes, el diseño de las armas, mapas y armaduras son muy similares a lo que ofrecía el primer 'Destiny', no obstante, otros aspectos gráficos como los efectos de partículas o la iluminación han dado un importante paso adelante en esta secuela. Además, también se han mejorado aspectos como el rendimiento del framerate (aunque algunas veces rasca de forma puntual), la resolución o las texturas. A su vez, también han mejorado detalles relacionados con la faceta multijugador como los tiempos de carga, los problemas de conexión con los servidores, el lag, etcétera.

Análisis de Destiny 2 5

El sonido es otro de los apartados que destaca de manera sobresaliente en 'Destiny 2', y todo ello pese a que en esta ocasión Bungie ha contado con la baja del gran Marty O'Donnell (compositor de la banda sonora de 'Halo' cuando estaba en manos de la desarrolladora estadounidense), quien ha pasado el testigo a Michael C. Salvatori, compositor que ya trabajo junto a Marty en la BSO de 'Destiny'. El trabajo hecho por Salvatori es realmente bueno, y a lo largo de nuestra aventura iremos acompañados por temas musicales de gran calidad que convencerán a propios y extraños. Por si fuera poco, el resto de efectos de sonido que forman parte del juego también radian a gran nivel. Tenemos por ejemplo un doblaje al castellano fantástico, con la voz de Carlos Del Pino (quién da voz a Tyrion Lannister en 'Juego de Tronos) repitiendo como espectro. Además, aspectos básicos como explosiones, golpes, disparos y demás acaban por ponerle la guinda al pastel.

Conclusiones

Bungie lo ha vuelto a conseguir, después del éxito cosechado con el lanzamiento de 'Destiny, la compañía norteamericana nos vuelve a encandilar con 'Destiny 2', poniendo encima de la mesa un juego que repite la exitosa fórmula de la primera entrega, pero que también consigue pulir. todos aquellos defectos que la comunidad se cansó de reportar desde el pasado 2014. La jugabilidad sigue siendo exquisita y difícilmente mejorable, siendo uno de los mejores shooters de la generación (e incluso me atrevería a decir que el mejor), se ha añadido una campaña que consigue mantener el interés a medida que avanza, y con una narrativa a la altura de la mayoría de los juegos triple A de la actualidad. Gráficamente, si bien no sorprende cumple de sobras su cometido, y el apartado sonoro consigue brillar con luz propia, tanto en BSO, como en doblaje o en distintos efectos.

Análisis de Destiny 2 6

También hemos podido disfrutar del incremento de contenido del juego base, con misiones principales, secundarias, las patrullas, los eventos o los sectores perdidos. Por supuesto, también ha habido un cambio importante en el sistema de loot, por ejemplo, ahora los engramas que conseguimos tienen un poder acorde con nuestra situación, acompañado por la inclusión de modificadores para el equipo. Si esto no os parece suficiente, todavía tenemos más. Desafíos de clan, diarios, semanales, hazañas, aventuras, asaltos, la incursión, el ocaso y los distintos modos del Crisol, nos aportan un toque extra y variado que no nos permitirá descansar ni aburrirnos en ningún momento.

Así que ya sabéis, si sois de aquellos jugadores que disfrutasteis de 'Destiny' no hay ningún motivo para que no lo hagáis con su secuela, y es que 'Destiny 2'mejora en todos los aspectos posibles a su predecesor, siguiendo una línea bastante continuista pero tremendamente efectiva. En definitiva, se trata de un producto que convencerá tanto a los fans de la saga, como a todos aquellos nuevos jugadores que decidan darle una oportunidad al título desarrollado por Bungie, sin ningún ápice de duda, uno de los mejores lanzamientos que nos ha regalado este prolifero año 2017 a los amantes de los videojuegos.

9,0

Lo mejor:

-Jugablemente sigue estando en el top de la generación.

-Artísticamente espectacular (diseño, banda sonora, etc.)

-Una historia como dios manda.

-Un endgame completísimo con multitud de cosas por hacer.

-Sistema de progresión del personaje mejorado.

Lo peor:

-Para aquellos que no exploten el contenido endgame puede hacerse algo corto.

-Técnicamente no hay un gran cambio respecto a la primera entrega.

-Quizás resulte excesivamente continuista en algunos aspectos.

Galería

Te puede interesar

 
COMENTARIOS
Puedes y , o comentar rellenando los campos a continuación.